Sábado, 24 de agosto de 2019

Propuestas 2016

Cuando comienza cada año se tinen nuevos propósitos sobre la Salud como reducir y controlar los factores de riesgo como los hábitos clásicos del consumo de tabaco y alcohol y el consumo excesivo de alimentos y tóxicos para reducir las posibilidades de padecer las enfermedades asociadas a éstos. En los medios de comunicación se pueden escuchar y leer muchos consejos sobre la Salud; pero lo primero es tener claro que no existen recetas mágicas. La magia está en nosotros mismos, en adquirir el papel protagonista que exige la película de la Vida a lo largo de cada año. Lo importante está en preguntase ¿qué tengo que hacer este año? y no dejar que los deseos y objetivos dependan del azar. A la lotería se juega todos los días con lo que pensamos, planificamos y ejecutamos y su ¨magia¨ está en disfrutar de la satisfacción de vivir, convivir y compartir proyectos y horizontes con tu pareja, con tu familia y con los más cercanos; pero también con los conciudadanos. Con éstos se comparten proyectos sociales y de país y, en mi opinión, existen algunos objetivos que nos conviene conseguir lo antes posible:

[Img #525830]¿Qué hay que conseguir en el ámbito de la Educación?. Un Consenso Nacional que permita dar continuidad e integridad a los procesos educativos y formativos imprescindibles para construir una Sociedad en la que se valore, lo esencial frente a lo accesorio y, donde el esfuerzo y el mérito sean la moneda de cambio para los éxitos laborales, profesionales y sociales.

¿Qué hay que hacer en Sanidad?. Profesionalizar su gestión para adecuar la efectividad, eficiencia y Calidad Asistencial a sus objetivos prioritarios tomando decisiones consecuentes que pemitan resolver las necesidades y los problemas más prevalentes de los pacientes. Entre otr@s, las enfermedades crónicas y la Atención Sociosanitaria.

¿Qué hay que conseguir en el ámbito de la Justicia?. Mejorar su independencia y su trasparencia para que mejore la satisfacción de los procesos jurídico-legales al conseguir que sea resolutiva y efectiva con una clara relación causa-efecto y, por tanto, ejemplarizante y justa. También, lograr que el silencio administrativo no sea la dinámica habitual de las Administraciones Públicas, reflejo de incompetencia e impropia de una Sociedad avanzada y democrática.

¿Qué hay que hacer en el ámbito Social?. Un Consenso Nacional que permita un conjunto equiparable de seguros sociales para todos los españoles y, que sus criterios, prestaciones y servicios sean comparables de manera objetiva en todo el territorio nacional. Incluir en el mismo las prestaciones y servicios de dependencia.

Todos estos propósitos harían más saludable y provechosa nuestra convivencia en los próximos años; pero siendo consciente de la complejidad creada en el ámbito sociopolítico actual. Los partidos y sus dirigentes actuales deberían ser capaces de aprovechar la oportunidad y mirar al horizonte del país y de los españoles, sin prejuicios ideológicos, sin ser rehenes de sus intereses y miserias para poder alcanzar acuerdos sobre la gobernabilidad y, en base a ésta, llevar a cabo los consensos que son necesarios para mejorar la Sociedad moderna y avanzada a la que pertenecen. Además, porque la alta prevalencia de políticos incompetentes en sitios inadecuados se ha convertido en un problema más y, por tanto, las Administraciones Públicas necesitan ser ventiladas e higienizadas para que vuelvan a ser saludables.

Frente a las recetas mágicas, verborreicas y demagogicas, se necesitan propuestas saludables y efectivas basadas en evidencias, sensatez y esfuerzo. Estas tienen una mayor probabilidad de mejorar la Vida Social y aportan mayores posibilidades de progresar hacia una Sociedad más equitativa, solidaria y saludable.

JAMCA