Viernes, 25 de mayo de 2018

Hipótesis

En busca de la juventud eterna

No sé, de las dos noticias que acabo de leer, cual me produce mayor: “tristeza, confusión, incredulidad, envidia, preocupación, desengaño; seguro que nuestra amiga la inefable Mari Loli diría escandalizada… ¡Por Diosssss y se santiguaría reverentemente!

La primera dice: “Los que nazcan en el año de XXII podrán vivir hasta 400 años” y añaden: “Que la Biología ha abierto un importante campo para la esperanza en enfermedades degenerativas”. Abundando en algo que parece importante: “Son argumentos serios y bien fundados, para pensar que aquellos que nazcan dentro de un siglo; podrán vivir hasta los 300 o 400 años de edad”. Añaden también: “Que corresponde a la sociedad del futuro, valorar si ello es adecuado”. Esa, esa es la pregunta que me hago yo ¿ELLO ES ADECUADO? Y más cuando recuerdo lo que contestaba un conocido mío ya mayor, cuando le preguntaban por su “buena calidad de vida”… ¡No es lo mismo vivir que durar!.

Por ello viene a la memoria algo que escribí, hace ya un tiempo, sobre la gran trasformación sufrida en los entornos que había conocido y había transitado feliz y no volví en un tiempo largo: “Hace poco estuve en uno de “mis pueblos” donde hace 50 años había un riachuelo de agua trasparente y bebible. ¡Cuántos “buche” de agua rica, bebí allí!... Ya no hay riachuelo, no hay  fuente, queda en su vera algún chopo caduco, no queda ningún álamo blanco y por el “Corralón del Alcalde” de quedar pájaros y perdices se contarán con los dedos de una mano… de una mano, ¡qué pena!

Por todo ello, las preguntas que hoy me hago son: ¿Merece la pena? ¿Es ello lo adecuado?.

Y reconozco que a uno, que ya va siendo mayor, no deja de causarle asombro; la vitalidad, capacidad intelectual, memoria y ganas de vivir de tantas personas singulares con muchos años de edad y experiencia con las que me tope en tantos años contando historias humanas de la vida misma. Por lo que no me extrañaría, que muchos de ellos estuvieran ansiosos por llegar a esos 400 años de edad y existencia en la madre Tierra. Pero repito la pregunta ¿Es ello adecuado?. Ustedes mismos.

La segunda noticia leída dice así: “Amigos sólo se tienen cinco… ¿Será verdad?

Y se continua diciendo: “de niños se encuentran con sólo una visita al parque, mientras que durante la adolescencia y la temprana juventud cobran una importancia fundamental. Sin embargo a partir de cierta edad el círculo comienza a estrecharse… estrecharse.”

Así lo creo yo y por ello; se me podrá decir: Eres un pesimista, que es: “Propensión a ver y juzgar las cosas en su aspecto más  desfavorable”

Tal vez lo sea; pero os aseguro que después de leer estas noticias me he quedado muy desconcertado y se ha incrementado este pesimismo, aunque tenéis que considerar que: “Que una de de las maravillosas instalaciones biotecnicas del cuerpo humano y tal vez la más complicada, sea su sistema nervioso y la estructura del cerebro humano. Esta última es aún completamente incomprensible”.

Considerar también que esto que os digo, pueda ser una-HIPÓTESIS-(suposición de una cosa, sea posible o imposible, para sacar de ella una consecuencia). Pero puedo aseguraros  que estoy de acuerdo a este respecto de la “tenencia” de amigos cuando la Psicóloga Isabel Serrano-Rosa asevera: “Un amigo es alguien con quien puedes ser tú mismo. Le puedes contar todo, de la A-a la Z sabiendo  que no te va a juzgar”.

Y más de acuerdo aún lo estoy con el astronauta Scott Kelly (EEUU) ¡que ha estado! 340 días seguidos, a lo largo de cuatro misiones, en el Espacio. Y que cuando le preguntan: ¿Qué es lo que más echó de menos durante este año?-contesta-: “La gente, salir fuera, el Sol, la lluvia, el agua, la Naturaleza… ¡Pero sobretodo, las relaciones personales! .  Yo intuyo que en ellas estarían incluidos los … ¿cinco amigos?.

Yo, podría contestar, pero no quiero. Sinceramente hoy lo que me apetecería sería el poder repetir, una vez más, aquel aperitivo mañanero que tuve en el bar “Ecuador” con dos amigos, Agustín (en paz descanse) y Miguel que nos había preparado: “Sardinillas en aceite riquísimas, queso y ensalada variada, unas patatas con langostinos al estilo de la casa, continuando con sabroso cordero. Buen pan, vino serrano y orujo.  ¡Todo un lujo!

¿Vivir hasta los 4oo años de edad?... ¿Amigos sólo se tienen cinco?... USTEDES MISMOS.

Nota reflexiva: Alguien dice: “Llama la atención como en un mundo hiper conectado como es el nuestro, las redes sociales han modificado el concepto de AMISTAD”… ¡Ahí lo dejo!

 

  • Peña de amigos