Miércoles, 13 de diciembre de 2017

La Universidad de Salamanca participa en el proyecto ‘Campus Inclusivos, Campus Sin Límites’

La estancia en la Universidad de los participantes en el programa se prolongará del 2 al 10 de julio

La Universidad de Salamanca, a través de su Servicio de Asuntos Sociales, ha sido seleccionada un año más para programar este verano una nueva edición del proyecto “Campus Inclusivos, Campus Sin Límites 2016”, una iniciativa que persigue fomentar el acceso de los jóvenes discapacitados a las Universidades y sensibilizar a la comunidad acerca de sus necesidades. La vicerrectora de Atención al Estudiante y Extensión Universitaria, Cristina Pita, ha recibido a los 15 participantes, 7 de los cuales son personas con algún tipo de discapacidad.

En concreto, “Campus Inclusivos, Campus sin Límites 2016”, programa financiado por la Fundación Once y la Fundación Repsol, en colaboración con el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, se desarrolla en la Universidad de Salamanca del 2 al 10 de julio en régimen de pensión completa y gratuita en el Colegio Mayor de Oviedo. Durante esta semana, los estudiantes con o sin discapacidad que hayan cursado 4ª de Educación Secundaria, Bachillerato o algún Ciclo Formativo de Grado Medio en los centros del distrito de Salamanca durante el año académico 2015/2026 pueden disfrutar de primera mano de la estancia y experiencia en la Universidad, con una gran oferta formativa, cultural, orientativa y de ocio para todos los participantes.

Este programa no solo representa una ocasión para que los jóvenes con y sin discapacidad se integren en el entorno universitario en una situación de inclusión, sino que las Universidades participantes en el proyecto, gracias al acercamiento con los alumnos que ingresarán en un futuro en sus aulas, podrán detectar oportunidades de mejora para adecuar los equipamientos de sus campus a las necesidades de los estudiantes con diversidad funcional.

Casi 400 alumnos han disfrutado ya de “Campus Inclusivos, Campus sin Límites” en los cuatro años que lleva en marcha la iniciativa, gracias a la colaboración con varias universidades españolas que buscan atraer a sus instalaciones a los estudiantes con discapacidad en un intento por evitar el temprano abandono escolar de los discapacitados y facilitar su acceso a un empleo de calidad en el futuro.

Fuente: Usal