Miércoles, 13 de diciembre de 2017

Sondeos con posible baile de escaños en cuatro provincias

Cinco de los 31 escaños del Congreso que se eligen en Castilla y León pueden cambiar de signo, según los sondeos publicados hoy por los cuatro diarios madrileños. El abanico de posibilidades que incluyen los mismos indica que el PP obtendría ahora entre 16 y 18 diputados, el PSOE se movería entre 6 y 9, Unidos Podemos entre 3 y 6 y Ciudadanos quedaría entre 1 y 3.

“El País”, “El Mundo”, “Abc” y La Razón” coinciden en que los resultados de diciembre se repetirán en Valladolid, Burgos, Palencia, Zamora y León, con la salvedad de que en está última circunscripción Ciudadanos pierde el escaño que deja de elegirse por descenso del censo electoral.

El sondeo de “El Mundo” es el único que da posibilidades de crecimiento al PP, que subiría hasta los 18 escaños si consigue acaparar los tres de Ávila, lo que dejaría al PSOE sin ningún diputado por esta provincia. También sitúa en riesgo la representación socialista en las provincias de Segovia y Ávila, en las que el PSOE podría verse rebasado por Unidos Podemos, que sumaría así sendos diputados a los tres que ya obtuvo en diciembre.

La coalición liderada por Pablo Iglesias llegaría a la media docena de escaños si además consigue hacerse con el diputado conseguido el 20-D en Salamanca por Ciudadanos. Al igual que “El Mundo”, “El País” y “La Razón” dejan en el aire el destino de ese escaño salmantino por el que pugnan Unidos Podemos y C’s. Únicamente “Abc” se lo vuelve a asignar al partido de Albert Rivera (de hecho su sondeo no pronostica ni un solo trasvase de escaño en ninguna de las nueve provincias)

El sondeo de “El País” introduce otras variantes en la provincia de Ávila y Segovia. En la primera deja al PP con dos diputados y sitúa al PSOE y a Ciudadanos disputándose el tercer escaño, mientras en Segovia distribuye los tres escaños entre PP, PSOE y Unidos Podemos, lo que supondría que los últimos arrebatarían un diputado a los populares.

La encuesta de “El Mundo” no contempla el “sorpasso” en Burgos y sin embargo sí lo hace en Valladolid, Soria y Segovia, lo que podría tener consecuencias en la asignación del cuarto senador por estas provincias.