Viernes, 15 de diciembre de 2017

Banco CEISS cerró 2015 con 10,7 millones de euros de pérdidas

También  ha recibido ayudas, en concreto 1.129 millones de dinero público
Imagen de archivo del consejo de administración del Banco CEISS

El Banco CEISS (Banco Caja España de Inversiones, Salamanca y Soria), controlado por Grupo Unicaja Banco desde marzo de 2014, cerró el pasado ejercicio 2015 con 10,7 millones de euros de pérdidas después de impuestos. A esto hay que sumarle que se le acaba el plazo impuesto por Bruselas. Recortar plantilla, 1.120 puestos o, dicho de otra manera, un tercio de sus empleados, y cerrar oficinas forma parte de su proceso de reestructuración. 

Las cifras del ejercicio 2015, aunque siguen en número rojos, son bastante mejores que la del ejercicio anterior, ya que en 2014 presentó pérdidas de 108 millones, tras su primer ejercicio en manos de Unicaja, y en 2012, de 2.500 tras realizar fuertes provisiones. El Banco Ceiss también ha recibido ayudas, en concreto 1.129 millones de dinero público. De ellos, 525 millones los aportó el Fondo de Reestructuración Bancaria (Frob) en 2010, y que se dan por perdidos. El resto, en 2013 en forma de bonos convertibles contingentes (CoCos). Unicaja también recibió garantías por hasta 402 millones para quedarse Ceiss.

Historia de una absorción


El 21 de marzo de 2014, Unicaja Banco comunicaba de modo oficial que absorbería CEISS y lo convertiría en una filial. En enero de 2015, los consejos de administración de Unicaja Banco y Banco CEISS aprobaron la adquisición por Unicaja Banco de 30 oficinas a su filial Banco CEISS.

El 16 de octubre de 2015, se presentó la marca comercial EspañaDuero, dando continuidad a las denominaciones históricas de las entidades que se fusionaron e incorporando el color verde de Unicaja Banco, grupo en el que se encuentra integrada la entidad. La nueva imagen empezará a figurar paulatinamente en sus oficinas, cajeros automáticos. Asimismo, la entidad pasó a denominarse EspañaDuero en lugar de Banco CEISS; aunque su razón social (Banco de Caja España de Inversiones, Salamanca y Soria, S.A.) se mantuvo invariable. El 31 de enero de 2016, la entidad cesó sus actividades en Portugal.