Viernes, 15 de diciembre de 2017

Lo que nos queda por aprender, por vivir

Eva Redondo

   Mientras nuestro faro de atención está en Puerta de Hierro con los Redondos, con los Llorente y la esperanza; entre este paréntesis, entre al aliento y las manos apretadas, entre los susurros, ecos y miradas… “El patito feo” ha venido a visitarnos desde el bello estanque de Poniente con sus disputas por el trono.

   Roberto y Eva nos ofrecen la oportunidad de aprender y de vivir el original capítulo de la historia del pato cisne, los lectores seremos parte y protagonistas de esta peculiar familia alada… y mientras tanto, el corazón, herido, con su suave latido irá despertando. Como recio árbol de profundas raíces que cantan y evocan poemas y recuerdos. Aferrados, todos a esta nueva primavera que comienza a brotar..

   Lola con su Álex, hermosa locura y nobleza. 

   Emilio, Chari, su dulce Eva, Dani y todo el estanque.