Miércoles, 13 de diciembre de 2017

De Guindos aboga por un Gobierno de PP, PSOE y C’s para dejar atrás la crisis económica

El ministro de Economía en funciones asegura que más allá de la investidura, “lo importante es tener un Gobierno estable y con la agenda económica correcta”
El ministro de Economía en funciones, Luis de Guindos. Foto: Alejandro López

El ministro de Economía en funciones, Luis de Guindos, ha abogado hoy en Salamanca por un Gobierno entre PP, PSOE y Ciudadanos y evitar unas nuevas elecciones porque “España necesita tener un Gobierno estable y con una agenda económica correcta.  “Lo ideal no sería llegar a unas nuevas elecciones y el acuerdo ofrecido por Rajoy desde un principio entre PP, PSOE y Ciudadanos sería lo correcto para que España pueda tener un futuro brillante y dejar atrás la crisis económica”.

En este sentido, el ministro de Economía ha subrayado que el deterioro de los indicadores de opinión se debe más al contexto político de incertidumbre que se está viviendo actualmente que a la situación económica de España. “Es importante tener un Gobierno estable, pero a veces estamos pensando solo en la investidura cuando lo importantes es poder gobernar después. Por eso no podemos pensar en un gobierno que desestabilice a la economía española con la aplicación de medidas contrarias a las que están llevando a salir de la crisis”.

Luis de Guindos, que ha participado en Salamanca en un Foro Económico con empresarios locales, ha lanzado un mensaje positivo a los consumidores, ya que ha  subrayado que la economía española puede crecer al 3% este año, a pesar de que en este primer trimestre se puede producir una pequeña desaceleración en el crecimiento que obedece a un contexto internacional complicado. “Las señales de este primer trimestre son contradictorias, ya que los índices de opinión pública de consumidores y empresarios han caído de una forma notable, aunque otros indicadores siguen mostrando la fortaleza de nuestra economía”, ha señalado.

Sobre el nuevo cálculo del Euríbor, De Guindos ha afirmado que el Ministerio de Economía "va a vigilar" para que la modificación del índice "no tenga impacto negativo sobre las hipotecas del país”, ya que las pruebas que se están haciendo ponen de manifiesto que el nuevo índice será inferior al actual.