Lunes, 18 de diciembre de 2017

Portadas por columna

Después de efectuar un ejercicio de vanidad extrema, he comprobado que la media de palabras con la que os aburro cada jueves es de quinientas, un número redondo al que me ha llevado exclusivamente el azar. Sea como fuere, pretendiendo presentar mi actual episodio de sequía creativa como una muestra de ingenio y, decidido a emplear para ello exactamente cien palabras como preámbulo (cuenten), las siguientes cuatrocientas van a proceder de una sucesión ordenada de los titulares vertidos desde noviembre de 2015 en la portada de un diario deportivo. Saquen ustedes sus conclusiones, que yo ya he agotado mis comodines.

 

Se escapan sin miedo a Ibra. Números de campeón, pobre en juego. Benzema pasa la noche en comisaría: confianza en Karim. A qué juega Cristiano. Terremoto en Valencia. Se veía venir papelón. Arrima el hombro, cuidados intensivos para Keylor. Juntos… tormenta, Europánico. El equipo de todos. El milagro del clásico suspendido por riesgo de atentado. Hay que salir a por el Barça. Cuestión de orgullo. Bale, 100, sin miedo, el Bernabéu pide cabezas. Continuará Benítez, tiene plenos poderes. El blanco de todas las miradas, ni un partido tranquilo. El pacto de Ucrania: Pjanic en la agenda. James, sin margen de error. Tres puntos sin brillo.

 

Harto la noche de los sustos si Bernabéu levantara la cabeza. El Madrid se atrinchera; el juez lo deja K.O. Aspirina Jefe Pepe. Ganar, gustar: “Así, sí”. Mejor con los dos. Cristiano se levanta: “Que sí, que no, que sí, que no”. Pinchazo del Barça. Sin rumbo, suspenso y suspense. Preparado toque a las figuras: Mou anda suelto. Intensidad y títulos sin escudo. Respeto mundial. ¡Fuera! Borrón y cuenta nueva. Tranquilo Benítez, Neymar ya es mi heredero. Necesita un milagro el elegido. El regate de Neymar. Mourinho volverá. Persecución gracias a Cristiano.

 

Con la poli en los talones, frena, vuela, a correr. Se le va la cabeza. La soluzzión: fútbol del bueno. Zidane llena el Bernabéu. Quieto aquí: estreno de zine. La manita de Zidane. This is Bale, Leo V. Luka Zidane, el impulso incierto. Los planes del Madrid. Solo fútbol con Zidane. Tan felices. El dilema número uno. “Seguidme”, acorazado Bale. Como se descuide el Barça. En cartera con James. Un brioso Madrid choca con Adán. Cristiano tiene la llave, Cristiano costó más que Bale. Celestial, terrenal, la camiseta más cara del mundo. Les va la Liga. El Atlético lo pone todo.

 

Juego, set y Cristiano. El mejor Benzema: “abran paso a la ley”. Siete goles y un funeral. Estoy de diez. Espionaje desde Can Barça. Cien goles con el alma. Cañón prodigioso, el rey gol. A Roma sin Bale ni Marcelo. Marcelo quiere forzar: baja indefinida. Más presión. Listos para la Champions. “Una pasada, necesitamos un milagro”. Es su liga. Zidanes y Cristianos: tormenta perfecta. Despierta la bestia, caza sin cuartel en Bandeja. Bale sabe escuchar. Pogba: Zidane le quiere. El derbi como cura. España League. No hay peros que valgan, vaya destrozo: polvorín Real Madrid.

 

Espabilan o se van. La otra Champions.