Jueves, 22 de febrero de 2024
Volver Salamanca RTV al Día
El Niño de la Capea relata múltiples anécdotas de su carrera ante un ruedo abarrotado
X
CIUDAD RODRIGO | VIERNES DE CARNAVAL

El Niño de la Capea relata múltiples anécdotas de su carrera ante un ruedo abarrotado

Actualizado 10/02/2024 02:13
David Rodriguez

De forma previa al pregón, Paola Martín Muñoz incidió en la Declaración como BIC del coso taurino

La intensa tarde del Viernes de Carnaval culminó con el Pregón Mayor a cargo de Pedro Gutiérrez Moya ‘El Niño de la Capea’ en el Teatro Nuevo Fernando Arrabal, a donde el pregonero, la Corte de Honor, y todas las autoridades llegaron desde la Casa Consistorial en un pasacalles que tuvieron que hacer paraguas en mano, ante la notable cantidad de agua que caía en esos momentos (pese a ello, hubo cierta cantidad de público apoyada contra los edificios de la Rúa del Sol).

El acto en el Teatro Nuevo se abrió con la intervención de la delegada de Asuntos Culturales del Carnaval, Paola Martín Muñoz, quién incidió en la Declaración como Bien de Interés Cultural de carácter inmaterial concedida el pasado mes de julio al coso taurino de la Plaza Mayor. Posteriormente, pasó a presentar a El Niño de la Capea, quién inició su intervención remarcando que es “algo especial” para él pregonar el Carnaval mirobrigense.

Al respecto, evocó la 1ª vez que acudió al Carnaval de Ciudad Rodrigo en 1968 (teniendo un incidente en un desencierro que le impresionó tanto que no volvió a correr un encierro en su vida), así como su participación en el Bolsín del año siguiente (llevándose un gran disgusto por no ganar, tanto que se fue andando hasta La Fuente de San Esteban), y sus siguientes intervenciones como novillero y matador. El Capea explicó que suele acercarse todos los años al Carnaval mirobrigense, aunque de forma discreta.

Buena parte del pregón estuvo dedicado a recordar con un tono jocoso anécdotas de su carrera en países de América, como cuando el piloto de un avión en el que viajaba se perdió en los Andes, o la primera vez que vio un cocodrilo. Posteriormente, el pregonero mayor tuvo un recuerdo para Julio Robles (brindando el público una larga ovación), y para la Reina y Damas, antes de lanzar varios vivas y cerrar su intervención animando a todos los presentes a “seguir disfrutando el Carnaval”.

El acto en el Teatro Nuevo se cerró con unas palabras del alcalde Marcos Iglesias, quién recordó cómo le propusieron a El Capea ser pregonero mayor (les dijo que incluso prefería acudir a torear), dando lectura a la coplilla que le ha dedicado la Rondalla III Columnas. Además, el alcalde tuvo unas palabras para la Corte de Honor, evocando la figura del abuelo tanto de la Reina como de las dos Damas, Manolo Pérez de Burgos.