Viernes, 28 de enero de 2022
Volver Salamanca RTV al Día
Navidad con pandemias
X
luz del amanecer

Navidad con pandemias

OPINIóN
Actualizado 24/12/2021 15:57
Juan Robles

Me hubiera gustado poder hablar hoy, en vísperas de la Navidad, de esta fiesta y de sus tradicionales celebraciones, sin tener que hablar de las pandemias. Pero tanto en las comunidades autónomas como a nivel general se están planteando las medidas obligatorias y las recomendaciones a poner en práctica en los próximos días, para atajar las consecuencias de la covid-19.

Parece que las medidas más exigentes se toman a nivel general del estado. Y queda mucho margen para que las comunidades autónomas tomen las medidas más adecuadas a sus propias situaciones.

Se tiene en cuenta la mayor capacidad difusiva del virus en su dimensión o modalidad ómicron. Pero se constata que la gravedad de la enfermedad es menor y que, por tanto, causa menos hospitalizaciones, menos uso de las UCIS y menos causa de muerte. Por eso, las autoridades han determinado como medida general hacer menos restricciones obligatorias generales, dejándolas reducidas prácticamente al uso de las mascarillas en exteriores, cuando no se pueda asegurar la distancia entre personas de al menos metro y medio.

Las restricciones de celebraciones y encuentros quedan a criterio de las diferentes comunidades autónomas, según la gravedad de incidencias por 100.000 habitantes en cada territorio. Veremos si somos capaces de aclararnos.

También se pone el acento en la generalización lo más amplia posible de las vacunaciones, incluso con el apoyo colaborador de los cuerpos militares, hasta facilitar la atención en sus propios hospitales militares.

Igualmente se pone la atención en la posibilidad de refuerzo del personal sanitario, especialmente en la atención primaria, donde se está observando una mayor incidencia y peso en la necesidad de atención a los contagiados y a los que necesitan atenciones a otras enfermedades de carácter permanente y que no pueden esperar.

¿Podríamos hacer referencia a otro tipo de pandemias, como las derivadas de fenómenos naturales, los volcanes y otras? Aunque parece que el volcán de La Palma ha llegado ya al final de su actividad. Pero queda el desafío de la recuperación física del territorio, y de los efectos de salud corporal y psiquiátrica de las personas. Parece que la recuperación va para rato. ¿Tendrán los afectados algún tipo de mitigación urgente para que puedan celebrar mínimamente sus Navidades? Ojalá así sea.

Y las Navidades de los refugiados ¿cómo serán? ¿Y las de los que no llegan a fin de mes? ¿Podríamos echar una mirada a las celebraciones, o no celebraciones, de las Navidades de los pueblos pobres de otros continentes, especialmente África, Asia y América? Seguro que donde estén los misioneros encontrarán fórmulas adecuadas para celebrar, con repercusión mínima, las fiestas comunales y familiares de la Navidad. Y no faltarán los belenes tradicionales, y aun los belenes vivientes en sus lugares de vida ordinaria.

No podemos olvidar tampoco otras pandemias, quizá aparentemente menos visibles, como las derivadas de la crisis económica creciente, de la crisis climatológica, de las crisis amenazantes de la carrera de armamentos, con amenazas de una posible guerra abierta de carácter tremendo e inimaginable. Y detrás, las crisis populistas y de abundancia de políticos irresponsables y centrados en los beneficios de los propios bienes de enriquecimiento económico y de abusos en los paraísos fiscales y otras prácticas irregulares.

Sin olvidar los tráficos de personas, los abusos sexuales, y las prácticas criminológicas generalizadas aun dentro de la propia familia. Y la crisis llega a agudizarse en el interior de las personas individuales, con las muestras de graves depresiones, que están llegando a casos cada vez más abundantes de suicidios.

A pesar de todo, para aquéllos que puedan celebrarla, FELIZ NAVIDAD.

Comentarios...