Que enfermedad azota al principal partido de la oposición

 Herodes I el Grande. Se convirtió en rey Judea con la ayuda de las romanas en el siglo I a.C. Ha sido asociado a una barbarie como la matanza de los Inocentes. Un episodio narrado en el Nuevo Testamento por el evangelista Mateo  : “Entonces Herodes, al ver que había sido burlado por los magos, se enfureció y envió a matar a todos los niños de Belén y de toda su comarca, de dos años para abajo, según el tiempo que había precisado por los magos (Mt 2, 16-18).. El mal que  le mató después de  2021 años sigue siendo una incógnita.

Traslademos este siniestro personaje al siglo XXI y las luchas intestinas del PP: ansias de poder de algunos líderes  que se valen de su oratoria y capacidad de soliviantar a las masas a golpe de falacias, para sembrar semillas de una revuelta dentro de las filas internas. ¿Y los simpatizantes, votantes y afiliados que decimos  sobre el Tsunami?  Que solo favorece al desgobierno sanchistasocialcomunista. Ojalá podamos decir como  Herodes: “Estos molestos dolores terminaran por esfumarse Que el sentido común se imponga, dejando en el cuarto carbonero: egos, personalismos y ansias de poder” España necesita una regeneración, un cambio total. El bien de España está por encima de envidas, puñaladas y ansias de mando.

Ya lo dijo Hegel: el primer conflicto es descubrir la pelea sangrienta, sentirse amo ante los demás. No podemos permitir que luchas intestinas rompan o quebranten el PP. Quienes adquirieron el puesto “fost tranck” rapidito y por encima, no llevan inoculado en vena amar al partido.

 El poder personal no conduce a ninguna parte. Nadie es más importante que el otro. Fuera ruindades y abyecciones. Los votantes del PP no merecemos intrigas tipo vaudeville, necesitamos ser representados por “la unidad, la continuidad dentro de la concordia, presentar un programa ilusionante y comprometido” solo así seremos capaces de sacar de Moncloa a quien tanto daño está haciendo a España. No nos perdamos en disquisiciones, esperando saber donde reside tumor.