Mariano Esteban concurre al Rectorado de la USAL “con un equipo para el cambio” y “un proyecto común y coherente”

El equipo con el que concurre a las elecciones se completa con Belén Espejo, que ocuparía la Secretaría General; Pilar Martín Aresti y Dolores García, que ocuparían los vicerrectorados de Docencia y Economía, respectivamente
Presentación del equipo al completo y del programa con el que Mariano Esteban concurre a las elecciones al Rectorado de la USAL. Foto: Vanesa Martins

El candidato a Rector de la Universidad de Salamanca Mariano Esteban ha presentado este lunes, en el aula Dorado Montero del edificio de Escuelas Mayores, al equipo al completo que le acompaña en la candidatura y las principales líneas de su programa. Un acto para presentar, en palabras del Catedrático en Historia Contemporánea y candidato en las elecciones al Rectorado que se celebrarán el próximo 30 de noviembre, el “mensaje del cambio”, insistiendo en que “somos un equipo para el cambio ahora, que lleva un proyecto común, coherente y con un programa abierto a la participación de todos”.

Aunque parte del equipo que le acompaña a la hora de dar este importante, este lunes se han conocido el resto de los nombres. Así, Belén Espejo sería la candidata para la Secretaría General en el rectorado de Esteban; Pilar Martín Aresti, candidata a ocupar el vicerrectorado de Docencia; Dolores García, candidata a ocupar el vicerrectorado de Economía.


Tal y como ya se había conocido, en su equipo también estarán Eduardo Azofra Agustín, profesor titular de Historia del Arte, tendrá la misión de desarrollar los proyectos estratégicos de la Universidad ligados al Patrimonio. Mercedes Suárez Barrios, catedrática de Geología en la Facultad de Ciencias, estará encargada de desarrollar las políticas de profesorado.  Olga Ivanova, del Área de Lingüística de la Facultad de Filología es la responsable de internacionalización en la candidatura de Esteban. El equipo de investigación y transferencia estará al mando de Jesús Rivera Navarro y Enrique López Poveda.

FOTOS: Vanesa Martins