Ciudad Rodrigo al día

 

Golpe de efecto del III Senior en la caldera del vigente campeón

Volvieron a ganar por la mínima como el sábado anterior, pero tras tener el partido mucho más controlado

El III Senior sumó en el tramo final de la tarde del sábado su segunda victoria del curso (la primera como visitante) en la pista del campeón de la temporada anterior, el Tierra Castellana Ciudad de Arévalo, toda una caldera que no intimidó a los mirobrigenses, que volvieron a firmar un gran partido, con mucho más control que el de la semana anterior en casa frente al InterSala Zamora, aunque curiosamente el resultado final fue el mismo: victoria por la mínima por 6-5.

De este modo, los mirobrigenses se colocan con 6 puntos de 9 posibles, un fantástico arranque especialmente si se tiene en cuenta que son recién ascendidos a la categoría, y que el inicio está siendo muy exigente, midiéndose a todos los primeros clasificados de la temporada anterior, lo que seguirán haciendo en las jornadas venideras. Para ello tendrán que esperar: la semana que viene se detiene la liga por el Puente de Todos los Santos, mientras que la siguiente semana les toca jornada de descanso. Volverán a jugar en casa el fin de semana del 13 y 14 de noviembre frente al Cistierna leonés.

ASÍ FUE EL PARTIDO

El III Columnas tuvo una gran puesta en escena, saliendo arriba y jugando desde el principio de tú a tú al Tierra Castellana. De salida, los mirobrigenses se colocaron con un 0-2 a favor, con goles de Cholo y Jorge Crespo, recortando diferencias los locales poco después. El III Columnas cogió más ventaja en los minutos siguientes con un tanto en propia puerta del Tierra Castellana y otro más de Mankoke (1-4), pero antes de que concluyese la primera parte llegó otro gol local.

El 2-4 era un resultado muy interesante al descanso, pero la cuestión es que era incluso corto en esos momentos, por la enorme cantidad de ocasiones que habían generado los mirobrigenses (producto especialmente de las buenas transiciones), que podían haber hecho que el marcador fuera perfectamente 2-6 ó 2-7: se falló un doble penalty, el portero sacó 3-4 remates muy claros, y Raúl y Álex Francisco se toparon con el palo por partida doble en la misma jugada con el portero vencido.

El III Columnas arrancó de nuevo bien la segunda parte, generando enseguida 2-3 ocasiones claras, pero el Tierra Castellana se enganchó al encuentro, al aprovechar un balón que no llegó a despejar el III Columnas y que acabó dentro tras un par de rebotes; anotando posteriormente el 4-4 con un balón llegado al 2º palo. En este instante, los mirobrigenses pidieron tiempo muerto para templar los nervios, lo que se consiguió, de tal modo que al poco de volver del mismo, Raúl agarró el balón, se marchó de un rival, y resolvió la jugada con un fuerte disparo que entró por toda la escuadra.

Cuando quedaban siete minutos, el Tierra Castellana sacó portero-jugador, el cual aprovechó el III Columnas para lograr en la primera jugada con esa estrategia el 4-6, gracias a Jorge Crespo, quién robó el balón en primera línea y marcó. Quedaba mucho, y tocó seguir defendiendo la estrategia del portero-jugador. Aunque se sufrió (porque los locales movían bien el balón con esa estrategia), se consiguió defender bien, de tal modo que sólo pudieron marcar cuando quedaban 15 segundos para el final.

El III Columnas controló esos segundos finales, sin permitir ningún tiro, para celebrar el nuevo triunfo. La única nota negativa para los mirobrigenses llegó concluido el encuentro: Mankoke se enganchó con un jugador local y el árbitro le sacó la tarjeta roja directa a los dos.

ZONA MIXTA

El técnico mirobrigense Fita explicó que “por regla general el equipo ha estado perfecto, todos los jugadores, dejándose la piel y con un nivel de fútbol sala muy alto, desde el primero hasta el último”, mencionando especialmente a Motta en la dirección (“está jugando increíble como cierre”), o Mankoke en defensa (“es increíble la cantidad de balones que está recuperando”).

Así, “gracias al nivel que estamos dando, estamos compitiendo con los gallitos del grupo”, y ante “tres equipos que están hechos para ascender”, han sacado 6 puntos de 9: “si nos lo dicen al principio no nos lo creeríamos, pero al final es fruto del trabajo que están haciendo los chavales, de cómo están entrenando, y de que se están dejando la vida en los entrenamientos y los partidos”.  

El técnico lamenta que ahora, “con la dinámica que tenemos”, no vayan a jugar los dos próximos fines de semana por lo explicado al principio. De cara al regreso, esperan que “la gente se enganche y el Pabellón de Conde de Foxá sea una caldera”, después precisamente de haber jugado un partido en un pabellón que “no era una caldera, sino lo siguiente”, resaltando “cómo apretaba la grada, increíble”.