Ciudad Rodrigo al día

 

Definido el horario que tendrá desde este viernes el Cementerio, que incorporará 120 nichos más

Este año no habrá límite de aforo, pudiendo permanecer todo el día aquellos que lo deseen

A partir de este viernes 15 de octubre el Cementerio Municipal de Ciudad Rodrigo ampliará su horario de apertura con el objetivo de facilitar a los mirobrigenses las visitas al camposanto para preparar tumbas, nichos y columbarios de cara al Día de Todos los Santos. En concreto, desde este viernes, y hasta el martes 2 de noviembre, se podrá acudir al Cementerio mirobrigense de lunes a domingo de 9.00 a 18.00 horas, sin cierre a la hora de comer.

A diferencia del año pasado, cuando la pandemia del coronavirus obligó a implantar ciertas restricciones (sólo podía haber 200 personas al mismo tiempo, pudiendo estar cada persona un máximo de media hora), este año no habrá ninguna, al tratarse de un espacio al aire libre. De este modo, no habrá límite de aforo, y aquellos que lo deseen podrán permanecer en el Cementerio durante todo su tiempo de apertura (el año pasado se prohibió esta posibilidad). Eso sí, será obligatorio el uso de mascarilla siempre que no se pueda guardar la distancia de seguridad.

Esta normativa que estará vigente para las próximas semanas fue dada a conocer en la mañana del jueves en el propio camposanto por el delegado de Obras y Cementerio, Ramón Sastre, quién también explicó el próximo proyecto que se va a llevar a cabo en el lugar: la habilitación de 120 nuevos nichos, tras “detectarse que ya estaban escaseando, porque por desgracia ha habido mucha demanda” (hay algunos que están vendidos de cara al futuro y todavía no han sido usados).

Lo que se va a hacer en este caso es sacar a licitación un contrato para la adquisición por parte del Consistorio de los mencionados 120 nichos, es decir, de los módulos de hormigón dentro de los cuales van los féretros, que serán instalados dentro de una edificación similar a las que hay a día de hoy para nichos, con una losa por debajo y un tejado por arriba (con cubierta de teja) cuya construcción correrá a cargo de personal del propio Ayuntamiento.


Esta nueva estructura (con 60 nichos de cada lado) estará situada en la zona más próxima a los nichos actualmente ocupados, ya en el límite trasero del Cementerio (justo detrás está la vía del tren), quedando para un futuro la posibilidad de ampliar en una 2ª fase la nueva edificación, que podría llegar a contar con hasta cerca de 400 nichos como las otras que ya hay.

La habilitación de estos nuevos nichos (incluyendo la compra de los módulos) tendrá un coste de 35.000€, que han sido consignados en una nueva partida dentro de la única Modificación de Créditos llevada a cabo por el momento del Presupuesto Municipal para 2021. Como futuro proyecto, desde el Ayuntamiento se tiene previsto -si es necesario- habilitar un nuevo columbario aprovechando el alero saliente (la cubierta es más larga que los nichos que tiene debajo) de una de esas edificaciones.

Durante su visita, Ramón Sastre quiso resaltar que “no queremos dejar de lado el cementerio”, apuntando que también se está trabajando en la conservación del cementerio antiguo (hay hasta 5 trabajadores asignados al lugar, contándose con 3 en cada momento). En torno al recinto, hay que recordar que no quedan sepulturas libres y tampoco se van a habilitar más, siendo la única opción de poder enterrar a alguien en alguna que familiares de actuales ocupantes de sepulturas saquen los restos (por ejemplo para llevarlos a un nicho), con lo cual se pondrían a disposición de los interesados.