El Salamanca UDS más guerrero encuentra oro en el durísimo Pepe Quimarán (0-1)

Un gol de Jairo Morillas, dedicado a su madre, en la prolongación del primer tiempo sirvió para que los charros volvieran a ganar tres jornadas después

Jairo Morillas celebra su gol / Salamanca CF UDS

El Salamanca UDS más guerrero encontró oro en el durísimo Pepe Quimarán (0-1)Un gol de Jairo Morillas, dedicado a su madre, recientemente fallecida, en la prolongación del primer tiempo sirvió para que los charros volvieran a ganar (y marcar) tres jornadas después, por lo que se asomaron también a los puestos de playoff de la Segunda RFEF de nuevo. De este modo, los del Estadio Helmántico superaron las adversidades un feudo exageradamente estrecho.

Con respecto al once inicial, Antonio Calderón sorprendió a propios y extraños con varios cambios. Dani Palomares, Álvaro Arencibia, que no viajó por lesión, Diego Benito, David Segura e Ibán Ribeiro dejaron sus puestos para que los ocupasen Luis Martínez, Luis Télles, Pepe Carmona y Jairo Morillas. Además, el gaditano se olvidó del 5-3-2 del pasado fin de semana y apostó por un sistema mucho más reconocible como el 4-3-3. 

El colegiado pitó el inicio de la batalla y pocos instantes se tardó en ver que sería precisamente eso: una batalla. En los primeros compases de juego, durísimo choque de cabezas entre Kristian Álvarez y Javi Murua, que quedaron tendidos sobre el verde y tuvieron que ser atendidos por las asistencias médicas de ambos clubes, llevándose la peor parte el central vasco al toparse con un auténtico muro como el mexicano. 

El balón se tiró más tiempo en el aire que por el tapete, tal y como el cuerpo técnico advirtió a sus jugadores durante la semana de entrenamientos. Y sin olvidar que los golpes y las disputas fueron la tónica dominante en Posada de Llanera. La ocasión más clara de los locales la tuvo Matías Fernández con un tiro envenenado que Javi Benítez consiguió sacar con sus pies como último recurso. 

Todo parecía abocado al 0-0 en el descanso, más aún con la lesión de Martín Pérez, pero en la prolongación hubo un minuto de locura. Adri Carrasco, agarrado por un rival, vio cómo el meta le hizo un paradón a un tiro a bocajarro y el balón se marchó a córner. Ahí, Luis Télles la colgó para que Hugo Díaz cabecease. Lo hizo mal y el cuero le cayó a un Jairo Morillas que no falló y se lo dedicó a su madre con lágrimas en los ojos. Golpe sobre la mesa.


En el intermedio, Antonio Calderón realizó la primera modificación y fue casi obligada por el estado en el que se encontraba Javi Murua después del choque de los primeros minutos. Así, Fer Romero debutó en Liga con el Salamanca UDS. La contienda resultó ser igual que en los 45 minutos anteriores, aunque con los blanquinegros, que jugaron de morado por primera vez en la 21/22, defendiéndose. Finalmente, el +3 se vino a tierras charras, que ya tocaba.

FICHA TÉCNICA

Llanera: Miguel; Crespo, Arango, Otia, Saha; Martín (Mundaka, min. 44), Matías (Thompson, min. 76), Omar (Celes, min. 76), De la Cruz; Espinar y Romaric (Tall, min. 88).

Salamanca UDS: Benítez; Luis Martínez, Murua (Romero, min. 45), Kristian, Espeso; Liam, Hugo, Benito; Carmona (Palomares, min. 67), Morillas (Manín, min. 83) y Carrasco (Ribeiro, min. 83).

GOLES: 0-1, min. 45+3: Jairo Morillas.

ÁRBITRO: Ibai Rezola Etxeberria (colegio vasco). Amonestó al entrenador José Luis Rodríguez, Tall, Matías Fernández, Arango; Kristian, Carmona, Romero, Manín y Télles.

ESTADIO: Pepe Quimarán. Con público.

Fotos: Salamanca CF UDS