Las Arribes al día

El pueblo de Cipérez se vuelca con el bautizo de Isaac Hernández Chaparro

Es la primera ceremonia sacramental, además de la eucaristía,  que se celebra en la iglesia parroquial, en advocación a San Pedro, tras su remodelación

Isaac Hernández Chaparro, recibía el sacramento del bautismo en Cipérez acompañado de sus padres, padrinos, familiares y amigos / SILVESTRE

El pueblo de Cipérez se volcó este sábado con el bautizo de Isaac Hernández Chaparro, pues no en vano han pasado cuatro décadas desde que la localidad acogiera la celebración de este sacramento en el lugar en el que se encuentra actualmente la pila bautismal. Además, este hecho coincidía también con la primera de las ceremonias sacramentales, al margen de la eucaristía, que se celebra en la iglesia parroquial de San Pedro tras su remodelación este verano.

Como recordaba el alcalde de la localidad, Francisco Alonso, “anteriormente, la pila bautismal estaba en una de las sacristías, ahora se ha sacado a la propia iglesia, con lo cual está en el baptisterio que es donde debe de estar, presidida por San Juan Bautista. Como decimos, es el primer bautizo después de la remodelación de la iglesia y después de cuatro décadas de que no existiera ninguno aquí en el pueblo (en el lugar actual que ocupa la pila baustismal), con lo cual estamos muy orgullosos, nos sentimos muy felices, yo en principio por pertenecer a esta familia, y por supuesto, sus padres, sus abuelos y demás, pues todos contentísimos, alegres y felices, por eso estamos celebrando un evento que no tiene parangón, esto más bien parece un evento de boda y de ahí para arriba”.

Los padres de Isaac, Oscar y Rut, eligieron a Mari Luz y Ángel para apadrinar a su hijo en el sacramento bautismal, acompañándolos en la ceremonia religiosa donde aceptaron su compromiso de apoyarles en la formación y educación de su nuevo ahijado.

Un gran acontecimiento y toda una fiesta, y en espera que sea el primeo de muchos que se celebren en Cipérez.

Fe de errores: Se ha procedido a corregir el dato sobre el tiempo que hacía que no se celebraba un bautizo en Cipérez. El alcalde de la localidad quería señalar los 40 años desde que permanecía la pila bautismal en un lugar diferente del actual, que es el que le correspondía anteriormente a esas cuatro décadas.

Ver más imágenes: