Despieces y motores

La manera tradicional, y la más económica para obtener los despieces que nos hacían falta era acudir a un desguace con un maletín de herramientas y pasearnos hasta encontrar el vehículo que tenía la pieza que necesitábamos.

Nuestros coches se estropean con el uso. Todas las piezas están sujetas a desgaste y con el paso de los km comienzan a fallar, momento en el que hay que cambiarlas y aquí es donde surge un problema.

Vivimos una situación económica que no es muy buena y eso nos lleva a estar en un periodo de incertidumbre, por lo que a veces obtener recambios de segunda mano como los que venden en https://www.motoresdyg.com/ es una de las mejores decisiones que podemos tomar.

Ya no hay que mancharse las manos para obtener estos despieces

La manera tradicional, y la más económica para obtener los despieces que nos hacían falta era acudir a un desguace con un maletín de herramientas y pasearnos hasta encontrar el vehículo que tenía la pieza que necesitábamos.

Una vez localizada no quedaba otra que abrir el maletín y empezar a desmontarlo hasta sacar el recambio intacto y sin romperlo.

Eso ya se ha terminado, ya que ahora no tenemos que mancharnos las manos de grasa ni hacernos cortes para tener los repuestos necesarios en nuestras manos.

No hay que desplazarse

En muchos desguaces, y desde hace años, al menos las piezas más importantes ya estaban clasificadas en sus naves, listas para que fuésemos al mostrador, pagarlas y llevárnoslas a casa.

Ahora, tampoco hace falta que nos desplacemos a ninguna parte, algo que agradecemos porque el Covid no termina de desaparecer, y se puede hacer el pedido online sentados delante de nuestro ordenador y recibiendo el componente en casa.


Se facilita la búsqueda para aquellos que tienen coches poco comunes

Encontrar piezas para un SEAT Ibiza o un Opel Corsa no es ningún problema. En cualquier desguace tienen todos los recambios que necesitemos, pero otra cosa es poder localizar un motor usado para un Dodge, vehículos que aunque se han vendido en nuestro país se ven poco por la calle.

No ver muchos circulando significa que en los desguaces hay poco recambio, y que el que existe será complicado de localizar.

Gracias a las páginas que nos permiten buscar en decenas de desguaces poder disponer de componentes para este tipo de vehículos es mucho más sencillo pues se hace a golpe de clic, algo que antes era imposible y que nos habría costado decenas de desplazamientos y cientos de llamadas hasta dar con el recambio necesario.

Entregas a domicilio en 24/48 horas

La entrega de los recambios, sea un espejo o un motor completo, no puede ser más sencilla, pues se hace por mensajero en uno o dos días como cualquier otro producto.

Poco a poco los desguaces se han ido convirtiendo en tiendas online en la que se hace la compra de un producto usado y se recibe por mensajero en casa, algo que ayudará mucho a que tengan más ventas.

Las webs de los desguaces, tanto las propias como las que son buscadores que incorporan a varios de ellos, nos han hecho mucho más fácil poder arreglar nuestros vehículos, en especial en aquellos casos en los que compramos un coche raro o que no se convirtió en un superventas.