Salamanca dice adiós al estado de alarma con la incidencia a la baja, aunque el descenso de hospitalizados se estanca   

La provincia mantiene un indicador en riesgo alto, el nivel de ocupación de camas UCI por casos Covid-19
Grupos de personas paseando por la ciudad

El levantamiento del estado de alarma a partir de este domingo -y con ello el toque de queda y el cierre perimetral- no debe hacernos olvidar que el virus sigue ahí, especialmente si todavía estamos en los grupos de población que no han recibido ninguna dosis de las vacunas. Esta es la situación de Salamanca, atendiendo a los principales indicadores epidemiológicos, a pocas horas del final del estado de alarma. 

Atendiendo al ‘semáforo Covid’, Salamanca solo mantiene un indicador en riesgo alto, el nivel de ocupación de camas UCI por casos Covid, y ello a pesar de estar en un 16,13%, la cifra más baja de Castilla y León. 

En ‘riesgo medio’ se encuentran ya tanto la incidencia acumulada a 14 días -con 134 casos por cada cien mil habitantes- como la incidencia acumulada a 7 días -55 casos por cada cien mil habitantes-. 


Sin embargo, el descenso de hospitalizados por Covid-19 en Salamanca se estanca, y de hecho en esta última semana el número de ingresados se ha mantenido prácticamente estable.  Así, permanecen hospitalizados 42 pacientes (el 2 de mayo, hace menos de una semana, eran 44), y de ellos, 32 se encuentran en planta y 10 en UCI. En la unidad de críticos el descenso en esta cuarta ola está siendo lento. 

Otro dato a resaltar es que Salamanca ha encadenado 5 días consecutivos sin notificar fallecidos por Covid-19