La Junta contempla mantener las restricciones hasta el 9 de mayo salvo que "se vea un descenso acumulado"

"Tenemos poco tiempo hasta el 9 de mayo y ahora lo que nos corre prisa y es en lo que tenemos éxito es en la campaña de vacunación", ha incidido Igea

El vicepresidente de la Junta de Castilla y León, Francisco Igea, durante su visita a Molinos de Duero. - JCYL

El vicepresidente de la Junta de Castilla y León, Francisco Igea, ha señalado que las medidas que actualmente están en vigor en la Comunidad "se mantendrán hasta el 9 de mayo" siempre que no se "vea un descenso acumulado" ya que ha incidido que las restricciones "tienen que ver con la incidencia acumulada".

"Tenemos poco tiempo hasta el 9 de mayo y ahora lo que nos corre prisa y es en lo que tenemos éxito es en la campaña de vacunación", ha incidido Igea durante su visita a la localidad soriana de Molinos de Duero.

El vicepresidente ha confiado en que el día que se levanten las restricciones, la Comunidad esté en unas "condiciones suficientes para no volver a tomar medidas" aunque ha recalcado que se tomarán "si es necesario".

En cuanto a las medidas que podrán adoptarse tras el 9 de mayo para controlar la pandemia, ha matizado que es una "buena pregunta" para el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

Casado aboga por mantener medidas tras el Estado de Alarma

Por su parte, la consejera de Sanidad de la Junta de Castilla y León, Verónica Casado, ha abogado por mantener medidas restrictivas tras la finalización del Estado de Alarma el próximo 9 de mayo y ha defendido la aplicación del semáforo pactado en el Consejo Interterritorial de Salud para ir así "de la mano" de los datos epidemiológicos y sanitaros.


Casado ha vuelto a lamentar una vez más tras el Consejo de Gobierno Extraordinario que no se haya actualizado la Ley de Salud Pública para que las autonomías contaran con una cobertura legal para aplicar determinadas medidas y evitar así el traslado de la decisión final al poder judicial.

Así, Casado ha evitado avanzar las medidas que están sobre la mesa ya que todos ellos deben se estudiados por los juristas, como la posibilidad de establecer horarios de cierre para la hostelería.

En cuanto a la desescalada y el levantamiento de restricciones en capitales como Ávila y Zamora que actualmente se encuentra en nivel medio, la consejera ha abogado por la cautela y ha asegurado que cuando finalice el Estado de Alarma se valorará si pasan a nivel 3. Así, ha mostrado su temor ante la posibilidad de que se pueda estar dando una falsa sensación de seguridad.