Ciudad Rodrigo al día

La Parroquia de El Maíllo celebra el Día del Libro leyendo jóvenes pasajes de la Biblia

Se dio lectura a pasajes del Pentateuco, de los Libros Históricos, de los Evangelios o del Apocalipsis

La Parroquia de El Maíllo se sumó en la tarde del viernes a las conmemoraciones que hubo en todo el planeta del Día Internacional del Libro 2021 con una lectura de 23 textos seleccionados de entre los 73 libros de La Biblia dentro del templo parroquial, donde se habían colocado a modo de itinerario tres mesas con otras tantas biblias abiertas con las leyendas Lámpara es tu Palabra para mis pasos, Tu Palabra me da vida y La Palabra se hizo carne y acampó entre nosotros.

La lectura, guiada por el párroco Juan Carlos Sánchez a modo de narrador, corrió a cargo de una decena de adolescentes y jóvenes y tres adultos, que comenzaron con 6 textos del Pentateuco: las palabras esenciales para comprender la vocación de Abraham, José vendido por sus hermanos, la zarza ardiendo de Moisés, los textos del Levítico sobre la ética y el comportamiento ante Dios y ante los hombres, y el shemá Israel del libro del Deuteronomio.

De los Libros Históricos se resaltó el papel de la prostituta Rajab para la conquista de Jericó, la vocación de Samuel y la vocación del Rey David; mientras que de los sapienciales y poéticos se dio lectura al libro de Job en busca de preguntas sobre el mal, la oración del Salmo 139, o las palabras del Eclesiastés; y de los proféticos, palabras de Isaías, de Jeremías proclamando que el Señor ha salvado al resto de Israel, o de Amós con su provocación y denuncia.


Ya dentro del Nuevo Testamento, se dio lectura al inicio del Evangelio según San Marcos, a unas palabras de Jesús recogidas por San Marcos, a la parábola del Buen Samaritano de San Lucas, y las de San Juan comparando a Jesús con la vid y a su Padre Dios con el viñador. Por último, de las Cartas de San Pablo se rescató cuando dice a los cristianos de Roma que irá a verlos en el camino que quiere hacer para ir a España, y cuando pide que se tengan los mismos sentimientos de Jesús; y el texto final del Apocalipsis.