Ciudad Rodrigo al día

La Cofradía de Jesús Nazareno da a Ciudad Rodrigo aroma de Semana Santa

Con la oportunidad además de conocer por dentro la Iglesia de San Agustín, habitualmente cerrada al público

Desde la mañana del Jueves Santo la Cofradía de Jesús Nazareno de Ciudad Rodrigo está brindando a mirobrigenses y forasteros la oportunidad de respirar un poco más a Semana Santa con la exposición de sus pasos en la Iglesia de San Agustín, apuntando precisamente una de las primeras turistas en recorrer el lugar en la mañana del jueves que “aquí dentro, con la música y todo, sí parece Semana Santa”.

La Cofradía tiene expuestos a Jesús Nazareno, La Dolorosa (ambos con sus ropajes ‘de gala’, con los que suelen procesionar), La Caída, Los Azotes y el Ecce Homo, faltando únicamente el Resucitado (que se encuentra de forma permanente en la Iglesia de Fátima), aunque la exposición en la Iglesia de San Agustín también cuenta con un Resucitado, el antiguo de la Cofradía (junto a estos pasos se pueden contemplar en San Agustín, ya que también están guardados allí, La Cruz y El Calvario de la Cofradía de la Santa Cruz).

Como se puede ver en las imágenes, la Cofradía de Jesús Nazareno ha establecido mediante bancos y flechas un recorrido predeterminado, con gel hidroalcohólico justo al inicio, para todos aquellos que se acerquen a la Iglesia de San Agustín (del Jueves Santo al Domingo de Resurrección de 11.00 a 13.30 horas), donde no se permitirá que haya más de 20 personas al mismo tiempo.


Junto a los pasos, los visitantes también pueden contemplar –en el altar de la Iglesia- una muestra de los elementos distintivos de la Cofradía de Jesús Nazareno: la vestimenta de los cofrades y de los costaleros (incluida la blanca que portan los del Resucitado), la indumentaria de los romanos que acompañan el paso de Jesús Nazareno, los estandartes, y un bodegón de su Banda de Cornetas y Tambores (con partituras, un tambor, una trompeta y una corneta). Además, a la salida se ha colocado una caja para las personas que quieran hacer donativos.

Con esta iniciativa, la Cofradía de Jesús Nazareno quiere continuar con su “labor evangelizadora” y “seguir siendo parte viva de nuestra iglesia diocesana, demostrando su vitalidad y su importancia”. Asimismo, esta exposición para “ver, rezar y adorar” a los pasos del Nazareno, permite conocer por dentro la Iglesia de San Agustín, habitualmente cerrada al público. Para poder entrar, se ha colocado una rampa ya que ese tramo de la calle San Juan se encuentra en obras.

Ver más imágenes: