Las Arribes al día

Primeras carpas a mosca de la temporada 2021 en el embalse de Almendra

La captura de un siluro de gran tamaño el pasado día 10 de marzo en Valverdón hace presagiar un futuro negro para las carpas y barbos del embalse de Almendra

Aunque parece que no será por mucho tiempo, dado que el pasado miércoles fuera capturado el primer siluro de gran tamaño en Valverdón, los aficionados a la pesca aún podemos disfrutar de la pesca de ciprínidos a mosca en el embalse de Almendra. Con la subida de las temperaturas barbos y carpas comienzan a moverse por las orillas, por lo que es la situación ideal para pescar a superficie con imitaciones de coleópteros y señuelos de los llamados atractores, los que sin imitar a ningún insecto específico, no se sabe muy bien por qué suelen dar buenos resultados.

En esta ocasión elegimos la zona conocida como las charcas del Manzano para lograr los primeros peces de la temporada. Nos sorprendió el bajo nivel de la presa de Almendra en esta época, especialmente después de las lluvias torrenciales de febrero y el bombeo de agua desde el Duero llevado a cabo por la central de Villarino.

La mañana estaba un poco fresca y con el cielo despejado, aunque conforme avanzaban las horas comenzaron a aparecer nubes y una ligera brisa de levante, lo que motivaría que carpas y barbos comenzasen a moverse en la orilla elegida para este primer día de pesca de la temporada.

En un primer momento el agua estaba totalmente clara, lo que permitía ver el fondo a un metro de profundidad y ni un pez moviéndose en la recula. Así que cuando me disponía a buscar alguna zona de aguas más turbias, las preferidas por las carpas, comenzó una ligera brisa en dirección a la orilla, lo que hizo que a los pocos minutos comenzaran a parecer las carpas y algún barbo.

Comencé con una chernobyl, una de esas moscas tractoras que no imitan a nada que se me ocurra, pero no parecía llamar la atención de las carpas a pesar de ponérsela casi en la boca. Así que cambié la imitación por la de una avispilla, que casi nunca falla, aunque esta vez no dio resultado. Ello me obligó a recurrir a otra atractora, de aspecto similar a un gran escarabajo verde, y a esta no pudieron resistirse.

Con esta imitación, el 7 de marzo lograba la primera captura de la temporada, una bonita carpa que disfruté sacándola con una caña de 9 pies, línea 5 y bajo de 0,20 mm atado a un trenzado flotante de 1 metro. Nunca mejor que ahora para darle valor a una carpa.