Béjar al día

El Presidente de la Diputación de Salamanca inaugura la temporada de ‘Bautismos Blancos’ en La Covatilla

Unas 315 personas entre escolares y monitores de toda la provincia participarán este año en las jornadas de nieve que se inician hoy  día tres y se prolongarán hasta el día 16 de marzo

Primera jornada de Bautismos Blancos en la estación de esquí Sierra de Béjar

El presidente de la Diputación de Salamanca, Javier Iglesias y el diputado de Deportes Jesús Mª Ortiz, han pasado unas horas en la estación de esquí La Covatilla, para abrir la temporada 2021 del programa ‘Bautismos Blancos’, destinado a escolares de la provincia de Salamanca.

Bajo un estricto protocolo COVID, de grupos burbuja que no se juntarán ni durante la hora de la comida, escolares de Ciudad Rodrigo, Santa Marta, Peñaranda, Babilafuente y Carbajosa, disfrutan hoy de la primera jornada de nieve de las dos organizadas para cada grupo en la estación de esquí Sierra de Béjar-La Covatilla, la diferencia con otros años es que los participantes, en esta ocasión, no se alojarán en el albergue de Llano Alto, sino que pernoctarán en sus domicilios y volverán mañana siguiendo los mismos protocolos.

De las 480 plazas ofertadas por la Diputación de Salamanca para el programa Bautismos Blancos, ha habido una demanda de 275 niños y 40 monitores municipales como acompañantes, organizados todos desde Ayuntamientos de la provincia, no desde los colegios ya que éstos últimos no tienen autorizadas este tipo de actividades debido a la pandemia.


La Diputación Provincial ha atendido el 100 % de la demanda, en total unas 315 personas entre escolares y monitores municipales, lejos de los 1.000 participantes de otros años. Han sido distribuidos en pequeños grupos burbuja, instruidos y controlados por un equipo de protección de monitores de la Diputación, que ha explicado a los niños y niñas los diferentes protocolos de distanciamiento y seguridad que debían seguir para hacer la actividad segura y reducir al mínimo los posibles contagios.

El Presidente de la Diputación ha agradecido la confianza de las familias salmantinas en este programa, con una trayectoria de 20 años, que sólo se ha visto interrumpido el pasado año debido a la falta de nieve.