Advertisement
Miércoles, 20 de enero de 2021

¿Guasap o Telegrán?

Así, escrito como lo pronuncian muchos de sus usuarios… y usuarias, esas señoras que, como escribí alguna vez, han aprendido a usar el móvil para abrir la ventana y dar los buenos días a las vecinas... Que ahora están, además de en el patio de luces de la casa, en otros patios, en otras latitudes.

 

Qué les digo, como usuario de años de Telegram y confeso inexperto en los entresijos informáticos, para mí es algo como Whatsapp, y a ambos nunca los he considerado redes sociales sino sistemas de mensajería. Abrí Telegram porque había gente que lo usaba más que Whatsapp porque decían (o les habían dicho, que también suele ocurrir mucho) que era menos vulnerable.

Parece que, entonces y ahora, el/los dueños lo usan luego para conectar con sus otras empresas: Facebook, Instagram… Ese mismo dueño que le puso a Trump un “estate quieto” (mexicanismo) o un charrísimo “tente, necio”.

Tampoco me angustio, la verdad, es parte de los tiempos: esos anuncios que te salen por todos lados de algo que buscaste una vez, o no buscaste, estabas perdiendo el tiempo…

O esas recomendaciones de hoteles en Tequisquiapan porque fui hace varios años reservando a través de una aplicación dedicada a ello...); y antes de Tequisquiapan me recomendaban Madrid, porque en alguna de las idas a España pasé un par de noches en la capital…

De Salamanca no me recomiendan porque ahí no voy a hoteles, pero estuve meses recibiendo recomendaciones de restaurantes especializados en tostón asado porque una vez busqué para recomendarle a alguien que iba desde acá y me pidió consejo.

En fin, que con todo el lío guasapeño y la migración (en Telegram me aparecen a diario muchos contactos que se incorporan), me he puesto a buscar información porque de estas noticias que provocan estampidas a lo Jumanji suelo desconfiar... De las noticias y del amarillismo de quienes las trasmiten, claro.

De lo que he encontrado, me da la sensación de que mucha gente está, simplemente, cambiando de "dominador": del Zuckerberg gringo a unos zuckerbergs rusos...

Otra conclusión a la que llego es que en la “malísima” y “burocratísima” Europa, parece que hay leyes que protegen los derechos que, como usuarios, tenemos, también en Internet...

Y que en otros sitios, no hay tantas leyes en ese sentido...

Por lo demás, si la mayoría de gente con la que intercambio mensajes y videollamadas deja el guasap (que no creo, la verdad), lo terminaré dejando, como pasó con el Messenger… Y es que también esas obsolescencias rápidas… y casi siempre programadas, son signo de los tiempos…

@ignacio_martins

https://www.facebook.com/ignaciomartinescritor

www.ignaciomartin.com

nachomartins (Instagram)