Advertisement
Martes, 19 de enero de 2021

La Junta incrementará con 15 millones las prestaciones económicas a 73.300 dependientes 

Aumenta un 10% la vinculada al servicio y un 5% la de cuidados en el entorno familiar, medidas que se publicarán este martes en el Bocyl

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, en la rueda de prensa en la que ha concretado que este incremento beneficiará a 73.306 personas con dependencia de la Comunidad

La Junta de Castilla y León incrementará las prestaciones económicas a más de 73.300 dependientes, a lo que destinará 15 millones de euros, mediante una orden que se publicará este jueves en el Boletín Oficial de Castilla y León (Bocyl), aunque las medidas tendrán efectos retroactivos desde el 1 de enero.

Así lo ha anunciado el presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, en una rueda de prensa en la que ha concretado que este incremento beneficiará a 73.306 personas con dependencia de la Comunidad en lo que supone el trabajo con la "prioridad clara" de proteger a las personas, a los más vulnerables, sobre todo a los mayores y a los dependientes.

En concreto, se va a incrementar la prestación económica vinculada al servicio, que permite a la persona dependiente la adquisición del servicio que precise bien una residencia, centro de día o a través de la ayuda a domicilio, y que en la actualidad perciben 43.461 personas.

En segundo lugar, se amplía la prestación económica para cuidados en el entorno familiar y apoyo a cuidadores no profesionales en los supuestos en los que la persona dependiente esté siendo atendida por su entorno familiar, de la que se benefician actualmente 28.491 dependientes.

Finalmente, se incrementa la prestación económica de asistencia personal para aquellas personas que necesiten contratar los servicios de un asistente personal durante unas horas para facilitar al beneficiario por ejemplo el acceso a la educación y al trabajo, así como medidas que le permitan llevar a cabo una vida más autónoma en el ejercicio de las actividades básicas.

El presidente de la Junta ha incidido en que esta prestación la perciben 1.354 dependientes, de los que el 8 por ciento son menores de entre cuatro y siete años de edad.

AUMENTO DE LAS PRESTACIONES

Fernández Mañueco ha explicado que el incremento medio será de un 10 por ciento de aumento medio para la prestación económica vinculada al servicio y la de contratación de asistencia personal, aunque en el caso de las personas que cuenten con menor capacidad económica, el incremento será superior en todas las prestaciones, mientras que en las ayudas para cuidados en el entorno familiar la subida será del 5 por ciento.

La orden se publicará en el Boletín Oficial este jueves, 14 de enero, pero sus efectos serán retroactivos desde el 1 de enero, aunque el presidente de la Junta ha aclarado que algunas de estas cantidades no llegarán hasta el mes de febrero.

Fernández Mañueco ha recordado el importante esfuerzo financiero y de gestión que en materia de dependencia realiza la Junta de Castilla y León, ya que el Gobierno Central debería aportar el 50 por ciento pero en la actualidad solo asume el 21,88 por ciento (137,27 millones de euros) frente al 78,11 por ciento (489,83 millones de euros) que aporta el Ejecutivo autonómico.


En este marco, ha insistido en el especial compromiso con los mayores y los dependientes en el medio rural, con la extensión de los servicios a todo el territorio, algo importante porque permite que no haya ciudadanos "de primera y de segunda" y no haya diferencia en función de donde se viva, y ha asegurado que son "ambiciosos" y seguirán trabajando en la mejora de los servicios, aunque ya son de "notable" calidad, en el marco del Diálogo Social y con el Tercer Sector.

Además, ha agregado que no sólo supone mejorar la calidad de vida de los mayores, sino que además la dependencia es una fuente de generación de empleo, algo que considera "importante" en estos momentos, porque el sector cuenta con 45.000 empleos directos, más del 40 por ciento en el medio rural. Castilla y León, ha apuntado, es la comunidad que más empleo genera por cada millón de euros invertido.

ESFUERZOS DE MEJORA

El jefe del Ejecutivo autonómico ha destacado que la Junta ha comenzado 2021 con la mejora y refuerzo de la teleasistencia, esfuerzo que continúa ahora con la mejora de las prestaciones económicas y que se proseguirá en breve con otras como la ayuda a domicilio para incrementar el número de horas que los usuarios reciben o la atención residencial a través de los conciertos.

A ello ha añadido la reducción, desde el año pasado y a pesar de las dificultades, de los plazos para el reconocimiento del derecho a las prestaciones del sistema que se redujo a tres meses desde la presentación de la solicitud.

Todas estas mejoras, ha apuntado el presidente de la Junta, son posibles gracias al significativo esfuerzo financiero que los presupuestos para 2021 otorgan a la dependencia, a la que se destinan 679,58 millones de euros, lo que supone casi 91 millones más que en último presupuesto.

Así, ha incidido en que seis de cada diez euros del presupuesto se destinan a la dependencia, lo que supone un significativo incremento que reafirma, una vez más, la prioridad que para la Junta constituye la atención a las 105.165 personas dependientes que reciben 140.461 prestaciones en Castilla y León, ha subrayado el presidente.

Desde 2018, las personas atendidas por el sistema se han incrementado un 20 por ciento al pasar de 87.177 a las 105.165 que se registran en la actualidad.

Fernández Mañueco ha recordado que Castilla y León es la única comunidad con plena atención de la dependencia, menor lista de espera y mayor cobertura, lo que hace que siempre esté en puestos de "privilegio" y lidere "con nota sobresaliente" la dependencia y los servicios sociales, lo que hacen que sea "indiscutible referencia" en el conjunto del país.