Advertisement
Lunes, 25 de enero de 2021
Las Arribes al día

Las placas de hielo aumentan el riesgo de accidentes tras la presencia de nieve en carreteras y calles

La escasa nieve caída ha dejado lo peor de sus consecuencias, como es la formación de placas de hielo, y no ha permitido otras más añoradas como es ver a los niños jugar con ella

Aunque la nieve caída el día anterior en Vitigudino no resultó destacable por su cuantía, las bajas temperaturas han aumentado el riesgo de accidentes para peatones y conductores debido a las placas de hielo que se han formado, especialmente en las zonas periféricas del casco urbano.

En estas zonas se podían apreciar grandes placas de hielo, no así en el centro del casco urbano, donde el tránsito de vehículos y una mayor temperatura ambiente facilitan el deshielo. La escasa nieve caída en Vitigudino ha dejado lo peor de sus consecuencias, que es la formación de placas de hielo como consecuencia de las bajas temperaturas. En cambio, no ha permitido estampas como la de ver jugar a los niños con la nieve o hacer muñecos de nieve en los parques.

Conforme avanzaba la mañana, las temperaturas de este domingo en Vitigudino subían desde los -1,7 grados a las 3.00 horas, 1,5 grados a las 11.00 de la mañana, lo que facilitaba el deshielo provocado por el paso de la borrasca Filomena. Asimismo, los voluntarios de Protección Civil vertían sacos de sal en varios puntos de la zona centro de Vitigudino, como regalaba a este diario el concejal Antolín Alonso.

También la nieve ha hecho acto de presencia en otras localidades de Las Arribes, aunque en ningún caso las precipitaciones caídas han alcanzado niveles destacados. A medida de que dispongamos de imágenes de distintos lugares, se introducirán en esta misma noticia.

Recomendaciones para desplazarnos en coche con hielo

Ante el estado actual de las calles y aceras, es importante extremar las precauciones y evitar desplazamientos en la medida de lo posible, especialmente con el coche, pues las condiciones de las calles y carreteras requieren características de conducción distintas a las habituales.

Cabe destacar que es fundamental no utilizar el freno y que el movimiento debe realizarse en velocidades cortas, 1ª o 2ª, introduciendo la 1ª antes de llegar a un lugar de parada o ante el riesgo de un posible deslizamiento por el hielo, por lo que es necesario moverse a muy baja velocidad para facilitar la introducción de la 1ª velocidad. Especial atención merecen las pendientes en descenso y con parada al final. En estos lugares es necesario introducir la 1ª velocidad antes de iniciar el descenso y dejar que el vehículo se desplace en ralentí hasta el lugar de parada.

En el momento de salir de una zona de hielo con el vehículo parado, es imprescindible no acelerar y dejar que el vehículo salga solo con el embrague al ralentí para evitar así que las ruedas motrices patinen. Una vez en marcha, no acelerar y dejar que el vehículo se mueva a velocidad de ralentí o con muy poca aceleración, utilizando velocidades muy cortas que faciliten la detención del vehículo al levantar el pie del acelerador, y no pisar el embrague hasta que el vehículo esté prácticamente parado.   

  • Zona del centro de salud en Vitigudino
  • Inicio de la calle San Roque en Vitigudino
  • Placas de hielo en el puerto de Masueco
  • Vista de Villarino