Las Villas al día

Las Villas cerró un año marcado por la respuesta humana frente al coronavirus

Los pueblos de la zona han luchado desde varios frentes contra la pandemia

La pandemia se ha llevado a unas 50 personas en las zonas básicas de salud de Villoria y Cantalapiedra según datos ofrecidos por la Junta. Es la nota más triste de este año, en el que como reacción a la pandemia se han multiplicado las muestras de solidaridad y otros signos del gran valor humano.

El 2020 comenzó con normalidad. Fiesta como las águedas, Quintos, San Blas, San Sebastián y carnavales se pudieron celebran. Como si se tratara de una premonición, los vecinos de las Villas protestaron contra el "desmantelamiento de la sanidad rural".

En marzo comenzaron a anunciarse aplazamientos de fiestas, la mayoría pasaron a ser suspensiones. El coronavirus entró de lleno en la vida de Las Villas y la reacción de sus gentes, alcaldes y profesionales pasará a la historia por la gran responsabilidad, altruismo y apoyo de todos en la lucha contra la pandemia que provocó la declaración del estado de alarma.

Los agricultores desinfectaron calles con sus sulfatadoras. La máquina de la Mancomunidad, bomberos y el Ejercito han colaboraron en esta misión. Voluntarias fabricaron mascarillas, batas y lo preciso para contribuir a evitar el contagio del temido virus. En pueblos como Huerta y Aldearrubia a que las personas confinadas pasaran ese tiempo de un modo más llevadero. Sacaron sus altavoces a las ventanas, entre otras iniciativas, para evitar que la comunidad se quedara muda.


Tras la cosecha se aceleró el enterrado de los tubos del Canal de la Armuña Fase 1. En Zorita de la Frontera alcaldes y agricultores se reunieron para iniciar la solicitud de la extensión del canal de la Armuña Fase 2.

En el ámbito cultural hay pueblos que optaron por mantener propuestas con seguridad.

Por otro lado, algunas propuestas culturales se han mantenido con muchas precauciones.

 Algunas propuestas culturales se realizaron con medidas de seguridad extraordinarias. Algunos Ayuntamientos no han tenido actos públicos, festivos ni culturales. Otros como Huerta mantuvieron su apuesta por la cultura, en este caso con una comisión de cultura muy activa.