Salamanca sigue perdiendo población: 2.200 habitantes menos en los dos últimos años   

En el conjunto de Castilla y León es la tercera provincia que más población ha perdido, y además hay que tener en cuenta que estos datos todavía no recogen el impacto de la pandemia de la Covid-19 
Varias personas paseando por el Puente Romano de Salamanca

Salamanca sigue perdiendo población, y aunque en 2020 el descenso poblacional ha sido menor al año anterior, en tan solo dos años (entre 2018 y 2020) la provincia salmantina ha perdido más de 2.200 habitantes, de los 331.473 habitantes que tenía en 2018 a los 329.254, según las cifras oficiales de población del Instituto Nacional de Estadística (INE) publicadas esta semana tras la revisión del padrón municipal del 1 de enero de 2020.

En el conjunto de Castilla y León es la tercera provincia que más población ha perdido. Hay que tener en cuenta que estos datos todavía no recogen el impacto de la pandemia de la Covid-19 -en Salamanca ya se ha superado la barrera de los 600 fallecimientos por el coronavirus-, el cual sí aparecerá reflejado en el próximo padrón con datos a 1 de enero de 2021. 


Con los datos actuales, en términos absolutos la provincia salmantina entre 2019 y 2020 ha perdido 874 habitantes, cifra inferior a la pérdida de población entre 2018 y 2019 que se situó en 1.354 habitantes menos. Del total de población (329.245), 159.929 son hombres y 169.316 son mujeres. 

La Comunidad de Castilla y León perdió 4.630 habitantes durante 2019, contando a 1 de enero de 2020 con 2.394.918, lo que supone un descenso del 0,2%, según los datos de la revisión de padrón. En Castilla y León cuatro provincias aglutinan la pérdida de población: Salamanca, Zamora, León y Palencia. Esto constata que la despoblación se agrava especialmente por el oeste de la comunidad. Por su parte, ganan población Burgos, Valladolid, Segovia, Ávila y Soria.