Detenido en Salamanca un matrimonio de ganaderos y su hijo por robar una vaca en una explotación cerca de la suya

El crotal que portaba la res había sido claramente manipulado

Agentes del equipo Roca de la Guardia Civil han abierto investigación a un matrimonio dedicado a la ganadería por tener en su explotación una vaca robada por su hijo, que también está en la misma situación de investigado, que se la llevó de una finca próxima.

Según fuentes de la Comandancia, el animal estaba en el término de Aldeanueva de Figueroa (Salamanca) y el hijo lo robó y se lo llevó, junto a más material, a la explotación de sus padres, en el término municipal próximo de Tardáguila.

Con el apoyo de personal de la unidad veterinaria de la Junta de Castilla y León en Salamanca, los agentes han podido acceder a un estudio del animal, que demuestra "sin ninguna duda" que era la res sustraída y que el crotal que portaba había sido manipulado con el fin de hacer pasar a la vaca por otro animal.


Asimismo, los agentes han podido recuperar en la explotación ganadera varios de los efectos sustraídos al mismo perjudicado de Aldeanueva de Figueroa, los cuales han sido igualmente incautados y entregados junto a la res a su legal propietario.

Por todos los hechos reseñados, la Guardia Civil ha abierto investigación al matrimonio propietario de la explotación ganadera, por ser ambos supuestos autores de los delitos de hurto y falsificación de documento oficial, y a su hijo, como supuesto autor de un delito de robo con fuerza, los tres residentes en la provincia de Zamora y responsables de la finca de Tardáguila en Salamanca.