Advertisement
Jueves, 21 de enero de 2021

Salamanca, con más de 1.300, acapara el mayor número de viviendas de uso turístico de la región  

Para los propietarios de viviendas en los últimos tiempos se había convertido en una alternativa al alquiler tradicional, no solo en la capital, aunque ahora el sector también se está viendo afectado por el desplome del turismo
Viviendas de uso turístico en Salamanca

Salamanca es la provincia de Castilla y León con mayor número de viviendas turísticas, alcanzando este año las 1.314. Viviendas de uso turístico que se traducen en un total de 6.118 plazas (una media de 4,6 plazas por vivienda), también la mayor oferta de toda la región. Solo otra provincia supera el millar de viviendas turísticas (León, con 1.002 viviendas y 5.290 plazas), según la primera estadística sobre la materia publicada esta semana por el Instituto Nacional de Estadística (INE) sobre el número de alojamientos de vivienda turística que hay en España, así como su capacidad. 

Respecto al peso de la vivienda turística sobre el parque residencial, en Salamanca representan el 0,5% del total de las viviendas, porcentaje superior a la media registrada en Castilla y León (0,3%). En el conjunto de la región hay 5.794 viviendas de uso turístico, según los datos del INE, y tres provincias (Palencia con 145, Soria con 320 y Zamora con 375) se sitúan entre las que menos viviendas turísticas tienen de toda España. En Ávila se contabilizan 799, en Burgos 627, en Segovia 769 y en Valladolid 443. 


Para los propietarios de viviendas en los últimos tiempos se había convertido en una alternativa al alquiler tradicional, no solo en la capital, aunque ahora el sector también se está viendo afectado por el desplome del turismo a consecuencia de la pandemia de la Covid-19. En Castilla y León, los establecimientos de alojamiento en la modalidad de vivienda de uso turístico se regulan por el Decreto 3/2017, de 16 de febrero, donde quedan recogidos los requisitos que deben cumplir.

Una modalidad de alquiler para sacarle rentabilidad a una vivienda de la que también hay que dar cuenta a Hacienda. Así, los propietarios de viviendas de uso turístico están obligados a incluir los ingresos en la declaración de la Renta.