Advertisement
Lunes, 25 de enero de 2021

Qué hay que tener en cuenta para elegir una raza de perro como mascota

Siempre que se adopte a un perro, es necesario realizar la actividad de conocerse entre ambos y su adiestramiento

Hoy en día son muchos los hogares que disfrutan de tener un pequeño peludo a su lado para hacerle la vida más fácil; aunque es cierto que en muchos casos no solamente es un perro, sino que son varios los que forman parte de la familia. No importa la raza, si es más pequeño o por el contrario un adulto, el hecho es que haya un perrito que nos acompañe en nuestra vida.

Para elegir y saber sobre razas es necesario tener la información adecuada y verídica: DogsPlanet puede darte ideas sobre todo lo que necesitas saber para tener un perrito.

Primeros momentos

Tanto para el perro como para los humanos, el primer contacto entre ambos suele ser difícil. Por eso, se le debe educar en la realización de rutinas y deberíamos tener un conocimiento profundo de nuestra nueva mascota.

Si al principio realiza actividades desobedientes mientras se le adiestra, es totalmente normal. No puedes estar enfadado si al llegar del trabajo han acabado con zapatillas, calcetines, mesas o incluso han arañado la pared. Los adultos se adaptan mejor a estas rutinas, pero los cachorros solo quieren jugar con lo que sea y divertirse.

Tamaño

Normalmente no importa el perro que se elija, ya sea de raza pequeña o un perro enorme, pero hay que tener en cuenta algunos factores específicos. Antes de tenerlos en casa tenemos que analizar el tipo de piso del que disponemos, ya que, si es pequeño, coger un perro grande sería un error. Uno pequeño o mediano sería lo adecuado para este tipo de viviendas.

Si por el contrario la casa en la que vivimos tiene un jardín en el que el perro pueda jugar y ejercitarse, puedes pensar en tener uno de raza grande. Es muy irresponsable por parte del humano escoger perros enormes y no tener espacio suficiente para ellos, tendrán ansiedad y depresión por no tener un buen sitio para correr o jugar. Es un factor a tener en cuenta que se disponga de un espacio abierto y grande para este tipo de razas.


Ejercicio físico

Aparte de jugar con la mascota en el interior del hogar y hacer compañía a la familia, también se puede unir a las rutinas de ejercicio. Para ello, tenemos que contar con que el perro posea la energía suficiente, ya que algunos de ellos no la poseen. En el caso de los perros pastor se considera que son muy enérgicos: de hecho, tienen energía superior al resto de peludos.

Si se decanta la familia por un perro de este estilo, se debe realizar deporte y actividades con él muy a menudo. No vale con salir una vez cada quince días, deben salir cada día sin saltarse ninguno; aparte de ser parte de su rutina, lo necesitan.

También hay perros que no necesitan realizar tanto ejercicio y que precisan de juegos en casa y un pequeño paseo para hacer sus necesidades. Por estas razones, se debe escoger el perro que más se ajuste a nuestro día a día.

Siempre que se adopte a un perro, es necesario realizar la actividad de conocerse entre ambos y su adiestramiento. Se debe tener en cuenta el espacio del que disponemos para que nuestro perro sea feliz y la realización de rutinas.