Advertisement
Miércoles, 27 de enero de 2021

Castilla y León se prepara para iniciar la vacunación a mediados de enero a 145.700 usuarios de residencias y sanitarios

Si sobran dosis de las 300.000 iniciales se iniciará su administración entre mayores de 80 años

La directora general de Salud Pública de la Junta de Castilla y León, Camen Pacheco

La directora general de Salud Pública de la Junta de Castilla y León, Camen Pacheco, ha asegurado que la Comunidad se prepara para administrar la vacuna del Covidd-19 con el fin de iniciar su distribución a mediados de enero entre unos 145.700 usuarios de residencias y centros de discapacitados y sanitarios de primera línea --grupo que aún está por definir--.

Pacheco ha detallado la estrategia en la que se trabaja en el ámbito europeo, nacional y autonómico con el objetivo de garantizar la disponibilidad en todos los países y que las vacunas sean "de calidad, seguras y eficaces" con un acceso "rápido" y en "igualdad de condiciones".

La directora general ha detallado que las primeras dosis que llegará a Castilla y León serán las de Pfizer, aunque posteriormente comenzarán a entrar dosis de otros laboratorios, lo que "dificulta" la logística, dado que cada vacuna requiere una forma de conservación diferente.

Como ha detallado Pacheco las vacunas se administrarán de forma "gratuita y voluntaria" y ha insistido en que el fin último que se persigue en la Comunidad es reducir la mortalidad desde la protección de los más vulnerables.


Así, en la primera etapa de la vacunación, donde está previsto que lleguen a la Comunidad 300.000 dosis y calculando que se requieren dos dosis por usuario, se vacunarán a 47.700 usuarios de residencias y a 98.000 profesionales de primera línea, tanto sanitarios como sociosanitarios.

Un total de 145.700 personas que requerirán dos dosis, con lo que se distribuirán sólo en estos colectivos 291.400 dosis de vacunas, así las 8.600 restantes se comenzarán a suministrar entre los mayores de 80 años.

La primera etapa se prolongará de enero a marzo, aunque a mediados de diciembre ya se espera contar con un registro nacional de vacunación con el fin de que las vacunas alcancen al 70 por ciento de la población general.