Advertisement
Sábado, 23 de enero de 2021
Ciudad Rodrigo al día

El Ciudad Rodrigo cosecha otro 0-0 en su primer derby de la temporada

El conjunto mirobrigense llevaba casi 30 años (desde la liga 91/92) sin quedarse sin marcar en las 2 primeras jornadas

Decía el mítico narrador de basket de Televisión Española Pedro Barthe, en un partido en el cual los equipos en liza estaban poco afinados de cara al aro, que “esto consiste en meter canastas”, un ‘consejo’ que bien se le puede aplicar al Ciudad Rodrigo CF, transformándolo a su versión futbolera, porque en la segunda jornada liguera los mirobrigenses han vuelto a quedarse a 0, al igual que les ocurrió el pasado domingo en casa ante el Villaralbo.

En esta ocasión, el Ciudad Rodrigo disputó a primera hora de la tarde sabatina el primero de los 8 derbys provinciales (de un total de 16 partidos) que tendrán en esta atípica temporada, rindiendo visita al Ribert, que al igual que los mirobrigenses también había empatado en la primera jornada, en este caso a 1 ante el Coreses.

Por lo tanto, ambos conjuntos buscaban su primera victoria del curso en el nuevo escenario de los partidos del Ribert, las pistas del Helmántico de Salamanca, aquellas mismas que en el mes de enero de este mismo año (aunque parece que fuese en otro mundo) pisaron las estrellas del Real Madrid en su duelo copero ante Unionistas. Hay que recordar que en el Ribert fue de la partida alguien que formó parte de la familia del Ciudad Rodrigo hasta hace un mes, Marcial.

En la nublada tarde sabatina, el balón no quiso entrar por ninguna de las dos partes, siendo más significativo en el caso del Ciudad Rodrigo (que salió con el mismo 11 inicial que el domingo pasado ante el Villaralbo salvo Sergi por Lafu), ya que generaron más ocasiones de gol y más claras que los locales, aunque es cierto que, en lo que al juego desplegado se refiere, el encuentro estuvo presidido en buena medida por la igualdad, siendo difícil finalizar las jugadas.

Este nuevo 0-0 es ‘histórico’ para el Ciudad Rodrigo, ya que hay que remontarse casi 30 años atrás, hasta la temporada 1991/1992, para encontrar la última vez que los mirobrigenses no habían marcado en las dos primeras jornadas ligueras. En aquel momento, también en Regional, perdieron en la primera jornada fuera de casa ante el Universidad de Valladolid y firmaron ‘gafas’ en su primer duelo en el Francisco Mateos, ante el Peñafiel.

Lo más curioso es que justamente aquella temporada 1991/1992 fue la que tuvo el mismo formato ‘extraño’ que tiene la actual, con 4 subgrupos en Regional. Para más casualidad, el grupo del Ciudad Rodrigo estuvo compuesto en aquella ocasión como en el presente curso por 9 equipos. Lo ‘bueno’ de esta curiosidad histórica es que en la 3ª jornada de aquella temporada el Ciudad Rodrigo por fin ganó, en su visita a un equipo zamorano (la Toresana), al igual que le tocará hacer en la siguiente jornada liguera.


La sequía de goles en ataque tiene como contrapunto positivo que también se ha logrado mantener la portería a 0 en los dos primeros partidos, algo que se había conseguido por última vez en un año de gran recuerdo, en el que el Ciudad Rodrigo ascendió a 3ª por última vez, la 2014/2015 (se ganó 4-0 al Béjar y 0-1 a la Medinense).

Quizá uno de los principales ‘problemas’ que deja este segundo 0-0 para el Ciudad Rodrigo es que va a tener dos largas semanas por delante para darle vueltas a la cabeza, ya que la semana que viene tendrá lugar el primero de los múltiples parones de la temporada. Los mirobrigenses volverán a jugar el fin de semana del 12 y 13 de diciembre, rindiendo visita al recién ascendido de la Provincial de Zamora, el Coreses.

/ZONA MIXTA/

El técnico mirobrigense Aris Marcos explica que de salida les costó hacer una buena presión y el Ribert estuvo “más cómodo en el campo”, teniendo una buena ocasión que fue repelida con una buena parada de Pepo. A partir del 20’, el Ciudad Rodrigo estuvo “más cómodo”, con tres grandes ocasiones, “una muy clara en el minuto 45, pero no quiso entrar”.

De vuelta de vestuarios, “salimos más concentrados”, disponiendo de otras dos jugadas de gol en los primeros 5 minutos, de nuevo sin suerte. Según indica Aris Marcos, en ese segundo tiempo “hemos metido otro ritmo”, estando “muy bien en diferentes fases del partido”, pero “cuando no quiere entrar el balón y acabar en gol, pues no se puede pedir más”.

Aris Marcos felicita a sus centrales Rober y Pablo, porque “anularon por completo a Marcial”, resaltando asimismo que “es muy meritorio que en 180 minutos no nos han encajado gol” dos equipos “que estarán arriba”. El técnico indica que tiene “muy claro” que las victorias llegarán “muy pronto, porque trabajando como lo hacen los chicos llegan seguro”, apuntando que “a veces también es tener una pizca de fortuna, que es lo que nos falta”.

En todo caso, se muestra “muy contento” con sus jugadores, pronosticando que “iremos a más partido a partido”. Por último, da las gracias a la peña Orgullo Farinato, “por animarnos sin parar”, así como al resto de aficionados mirobrigenses que se desplazaron a ver el encuentro.