La charla entre los jugadores y el cuerpo técnico del Salamanca UDS… ¿un punto de inflexión?

Las dos partes hablaron en corrillo sobre la falta de actitud tras la derrota con el Guijelo en el derbi en el entrenamiento del lunes 

Sergio Egea toma la palabra en el corrillo formado por los jugadores y los miembros del cuerpo técnico

El Salamanca UDS quiere dar un giro de 180º y tiene la intención de hacerlo ya, no de esperar al domingo en el partido contra el Racing de Ferrol en la cuarta jornada de Liga. En el mundo del fútbol siempre se ha dicho que se juega como se entrena y los blanquinegros empezaron ya a ponerse manos a la obra para revertir la situación.

En la sesión del lunes, escasas horas después de perder por 2-0 en el derbi charro con el Guijuelo, Sergio Egea reunió a todo su cuerpo técnico y los jugadores del primer equipo -a excepción de los tocados Puma, Nacho López y Monárrez- sobre el césped del Anexo para hablar sobre la falta de actitud que padeció el plantel en el Municipal Luis Ramos. 

El preparador argentino dio un paso al frente y se metió en medio del corrillo que formaron todos los implicados para tomar la palabra y hablarles claro a los suyos, haciéndoles conscientes del club en el que se encuentran en la temporada 2020/2021 y todo lo que está en juego en un curso tan determinante para sus futuros. 


Posteriormente, pesos pesados del vestuario como Jiménez, Uxío, Molina, Amaro o DeLorenzi hicieron autocrítica con la intención de mejorar de cara al resto de la Liga, puesto que el técnico argentino no negocia el esfuerzo de sus futbolistas. Tras una charla de más de media hora, los titulares se pusieron a trotar y los suplentes hicieron rondos y un partidillo en espacios reducidos en el que se pudo ver rabia y ganas de hacerlo bien. 

En definitiva, la reprimenda en el vestuario del Municipal y la charla sobre el Anexo, además del ‘paseo de Egea’, pueden marcar un punto de inflexión en un equipo al que le sobra talento, pero que no consigue dar con la tecla hasta el momento.