Sábado, 19 de septiembre de 2020

FEDAMPA: “Las familias seguimos sin estar debidamente informadas para prevenir y controlar el covid”

Preocupación por la  “imposibilidad de cumplir con la medida de 1,5 metros de distanciamiento entre los alumnos en las aulas, si se mantiene la ratio de 22 y 24 alumnos”

La federación de asociaciones de padres y madres de centros públicos de Salamanca, FEDAMPA, ha mostrado su “indignación y nos vemos obligados a denunciar que no tenemos las suficientes garantías de cumplimiento de las medidas de adaptación al protocolo de prevención y organización de regreso a la actividad lectiva en los centros docentes para el curso 2020/2021. Lamentamos que las familias seguimos sin estar debidamente informadas, ni somos escuchadas como parte imprescindible de la comunidad educativa para prevenir, educar y controlar la propagación del virus”.

En este sentido, en las reuniones que las AMPAS han mantenido con los equipos directivos “se ha puesto de manifiesto la imposibilidad de cumplir con la medida de 1,5 metros de distanciamiento entre los alumnos en las aulas, si se mantiene la ratio de 22 y 24 alumnos. Con el inminente inicio del curso escolar, los centros se encuentran con la necesidad de adaptarse a la norma publicada ahora y la nueva adaptación conllevará un inicio del curso sin profesorado suficiente para atender a los grupos que es necesario establecer para cumplir el distanciamiento. A todo ello se une la necesidad de buscar espacios, esperar a la confirmación de contratación de profesorado, diseñar nuevas entradas, controles en el centro, generar horarios. Se ha modificado el trabajo de organización realizado por los equipos directivos desde el mes de julio”.

Por otra parte, en el caso de tener que volver a las clases no presenciales no aceptan “la falta de garantías de una educación a distancia de calidad y seguridad en TICs por lo que consideramos que debería tenerse en cuenta en el currículo del presente curso como materia transversal”.

Además, añaden que ante “un comienzo de curso con un escenario diferente pero el contexto pandémico es el mismo con el que llevamos conviviendo desde marzo,  es necesario que se tenga en cuenta la necesidad de un equipo de enfermería centrado en el contexto escolar. La implantación de esta figura profesional ayudaría a prevenir, contralar la pandemia y a apoyar al equipo COVID de los centros con más garantía y seguridad. Además de su colaboración con los docentes en la educación para la salud y de la supervisión directa de otras situaciones sanitarias como diabetes o alergias”.

En resumen, consideran que están frente a un “contexto totalmente caótico, incierto, inseguro que nos indigna completamente. No entendemos cuál era la dificultad para prever la necesidad de distanciamiento, de grupos reducidos, de más profesorado y de más espacio en el mes de Julio entre otras medidas que si se han contemplado como la desinfección o los geles hidro alcohólicos. Está claro que ahora estamos en un CAOS provocado, no sobrevenido”.

Por todo esto, FEDAMPA denuncia:

-La falta de previsión

-La falta de trabajo colaborativo con la comunidad educativa

- Los cambios normativos de última hora

- La falta de profesorado para cumplir las normas de seguridad ante la pandemia a días de comenzar el curso.