Lunes, 6 de julio de 2020

Salamanca supera las 15.200 personas dependientes atendidas

Del total de este colectivo con prestaciones reconocidas, la mayoría, un 59,4%, reside en municipios de la provincia y el resto en la ciudad 
Imagen de archivo de varias personas mayores sentadas en un banco de la Plaza Mayor

Salamanca cuenta con 15.225 personas dependientes con derecho a prestaciones que acumulan un total de 19.828 prestaciones (una persona puede tener varias prestaciones), según los datos del Sistema para la Autonomía y Atención a la Dependencia en Castilla y León (SAAD) a fecha de 31 de mayo. La provincia registra un aumento en el último año del 4,9% de las personas dependientes atendidas (714 dependientes más que en mayo de 2019). También se han incrementado las prestaciones, un 5,3%. 

Del total de personas dependientes con prestaciones reconocidas, el 59,4% reside en municipios de la provincia. En concreto: 6.177 viven en la ciudad y 9.048 en el resto de municipios. Asimismo, tal y como reflejan los datos, en Salamanca, el 99,08% de las personas dependientes con derecho a prestaciones ya las reciben, superior en casi 18 puntos a la media nacional (81,2%). Por el contrario, las personas que esperan recibir su prestación suponen el 0,92% del total, inferior en casi 18 puntos a la media nacional (18,7%).  

Persona dependiente

Se considera persona dependiente a aquellas que por razones de edad, enfermedad o discapacidad, junto con la falta o pérdida de autonomía física, mental, intelectual o sensorial, precisan de la atención de otra u otras personas o de ayudas importantes para realizar las actividades básicas de la vida diaria; o en el caso de las personas con discapacidad intelectual o enfermedad mental, necesitan de otros apoyos para su autonomía personal.

Por provincias

Atendiendo al total de personas atendidas, Salamanca es la tercera provincia de Castilla y León, por detrás de Valladolid (con 18.668 personas dependientes que suman 25.840 prestaciones) y León (con 19.175 personas dependientes que acumulan 25.174 prestaciones). 

En el conjunto de Castilla y León se atiende ya 104.852 personas dependientes que acumulan un total de 140.010 prestaciones. En Castilla y León, el 99,56% de las personas dependientes con derecho a prestación ya las reciben, superior en 18 puntos a la media nacional (81,29%), situándose a la cabeza de las comunidades autónomas en concesión de prestaciones. 

En relación con las personas reconocidas como dependientes severos y grandes dependientes, Grados II y III, los datos del Imserso reflejan que, en el mes de mayo, en Castilla y León se atendió al 99,69% de las personas que tienen reconocido dicho grado. Esto supone que, mientras en el conjunto del país la lista de espera es del 11,72%, en Castilla y León es prácticamente inexistente. 

Por su parte, los datos de dependencia del mes de mayo también señalan que la Comunidad incorporó ya al 99,32% de dependientes de Grado I, muy por encima de la media nacional que se sitúa en el 68,09%. Esto supone que, mientras en el conjunto del país la lista de espera es del 31,91%, en Castilla y León es prácticamente inexistente.