Jueves, 13 de agosto de 2020

Las clases a partir del covid-19

No solo el confinamiento ha dejado secuelas en los adultos, nuestros hijos han sufrido mucho, se han encontrado que de forma súbita no podían salir de casa, recibir visitas, demasiados han perdido a sus abuelos, o algún familiar cercano. Para ellos supuso un shock. Ver a su familia adulta con mascarillas,  salir de la mano del padre o madre a comprar la prensa, pasear el perrillo, bajar la basura… solamente 1 hora y siempre alrededor de la manzana. Nada fue normal para los pequeños, las bulliciosas aulas se convirtieron en clases online.

 Se nos quiso vender que la enseñanza a distancia era una maravillosa forma de enseñanza. No señores/as ustedes dictan normas con escaso fundamento. Es poco inteligente ver como un niño pasa horas delante de una pantalla. Olvidan que el ser vivo necesita relacionarse con los de su clase o especie. Resultado de la pantalla: niños que no prestan atención, se dispersan con facilidad, concentración es inconstante que lleva a retrocesos.

¿Y que me dicen los que proponen convertir a la  maestra/o en La señorita Rottenmeier, severa, rígida y amargada?   Con cara vinagrada diga:

—Pepito no toques la nariz. Juanito deja de tocar la cara, No te acerques a Merceditas.

Se dan cuenta que esta pamplina es destructiva para la infancia.

Alguien se preguntará ¿y que opina del distanciamiento social?

Los niños no deben tener distanciamiento. En clase se trabaja en equipo, el niño se levanta, va de un lado a otro ¿Qué pretenden? Atarles.

 No se contagian con el corona, está demostrado. Tengan cuidado con las gripes y las frecuentes bronquiolitis en niños de 0 a 3 años. Causan más mortandad que el virus.

De seguir las pautas que pretenden imponer con calzador, nuestros hijos no irán a la escuela, porque se habrá convertido en la casa de los horrores.

Estando el Santilla del Mar, se impartían cursos para que los niños aprendieran juegos clásicos, hay niños de infantil que no quieren salir al patio, preguntados dicen

—No se me ocurre nada.

Esas pantallitas cuanto bien, y demasiado mal hacen a mentes en constante proceso de creatividad. Lo que dan hecho, no sirve para el desarrollo integral.

 Implica que el pequeño/os tienen una fuerte carencia  de neurodesarrollo (Proceso de crecimiento y desarrollo del sistema nervioso. Comienza con la formación de neuronas o neurogénesis, emigración neuronal, proliferación de dendritas y espinas, sinaptogénesis, mielinización y apoptosis) ADAMET

Que nadie corte las ansias de volar, el pequeño ha de aprender, para poder caminar seguro por la vida. Necesita comunicar sus inquietudes personales y familiares, interactuar  con amigos y compañeros. De lo contrario… pueden surgir enfermedades psíquicas de recuperación larga.