Lunes, 6 de julio de 2020
Las Arribes al día

Vitigudino recupera poco a poco el pulso con la reapertura de la hostelería

Este domingo abrían la mayoría de los establecimientos y se celebraba la primera misa dominical gracias a las medidas de flexibilización del Gobierno para municipios de menos de 10.000 habitantes

La iglesia de Vitigudino no llegaba a su máximo nuevo aforo permitido en la primera misa dominical durante la pandemia / CORRAL

Poco a poco, Vitigudino, y todos los pueblos de la comarca, van recuperando el pulso tras el ‘coma’ que ha supuesto la aplicación del estado de alarma como consecuencia del coronavirus. La entrada en vigor el pasado viernes de algunas de las medidas más importantes de la Fase 2 en aquellos municipios de menos de 10.000 habitantes y de una densidad poblacional inferior a los 100 hab./km2, y que en la comarca de Vitigudino son todos, ha hecho que este fin de semana los establecimientos hosteleros pudieran atender en las mesas de su interior o que las iglesias pudieran dar cabida a casi todos los fieles, pues no en vano la nueva Orden del Ministerio de Sanidad, publicada en el BOE el viernes, permite la asistencia de un 50% del aforo, todo ello respetando las medidas de distanciamiento en cada caso.

A la apertura ‘exprés’ de algunos establecimientos hosteleros el sábado, este domingo se sumaban la mayoría en Vitigudino, que de este modo recupera parte de su ‘alma’, porque la cabecera de comarca sin su hostelería no es lo mismo.

El Trastero, El Retiro, El Centro, el Sidney (Play-Boy), El Casino o el Mai-Tai, por citar algunos, ya han abierto sus puertas, para lo que han tenido que adaptar sus establecimientos en el interior a la normativa, también sus terrazas, espacio fundamental a partir de este momento. Todos ellos se han  preparado para seguir dando lo mejor y esperan que su público responda como antes de la declaración de la pandemia, lo que será una cuestión de tiempo.

Hay que recordar que con la entrada en vigor de la Orden del pasado viernes, los menores de 14 años pueden desplazarse junto con todos los convivientes en un mismo domicilio, por lo que no hay limitación en el número de adultos.

Otra medida importante de esta Orden, y que hubiera sido de aplicación solo para municipios en Fase 2, además de una mayor asistencia a lugares de culto y velatorios, es la celebración de mercadillos, actividad que queda a elección de cada Ayuntamiento, por lo que Vitigudino, Lumbrales, Aldeadávila, Trabanca o Villarino, por citar algunos de los lugares donde se venía realizando esta actividad,  pueden reiniciar su calendario limitando a un tercio el número de puestos, aunque podrán aumentar las superficies destinadas a este fin. Tampoco estará limitado el aforo, novedad importante respecto a los municipios en Fase 1 de más de 10.000 habitantes, siempre y cuando se respeten las medidas de seguridad sanitarias.

Por tanto, lo que ahora cabe es recordar que a pesar de que las medidas de confinamientos se han flexibilizado, el virus sigue en la calle, y que es responsabilidad de cada cual poner freno a la propagación del Covid-19 respetando las normas de distanciamiento y de higiene, dos metros de distanciamiento, mascarilla en lugares concurridos y lavarnos las manos nada más entrar en casa.    

  • Los bares van poco a poco recuperando su actividad