Sábado, 6 de junio de 2020

El control del aforo ya no es un problema con Stop&Go

El funcionamiento de este producto es muy simple, pues se trata de una luz que actúa como si fuera un semáforo. Es decir, se escoge la luz verde o roja en función de si el aforo está completo (roja) o de si hay espacio suficiente en el interior para poder garantizar la distancia mínima de seguridad (verde).

Actualmente se está viviendo una nueva situación a nivel mundial debida al COVID-19. Es por ello por lo que todo el mundo debe adaptarse a las medidas extraordinarias de seguridad que se están llevando a cabo, especialmente en negocios, locales y recintos cerrados. Pues no cabe duda de que estos son los que deben tener más precaución, adoptando las máximas medidas de seguridad con la finalidad de poder ofrecer a sus clientes un servicio seguro.

Algunas de las medidas más importantes llevadas a cabo son tanto el control de aforo como mantener la distancia de seguridad recomendada de 2 metros. Esta es la razón por la que muchas empresas se han lanzado de nuevo al mercado con ideas innovadoras, con la finalidad de aportar su granito de arena a esta “nueva normalidad”, como por ejemplo la empresa CLEMSA. Esta empresa experta en automatismos se ha rediseñado lanzando al mercado Stop&Go.

¿Qué es Stop&Go?

Stop&Go es un producto innovador diseñado para controlar el aforo en cualquier comercio o local siempre que lo requiera, como son gimnasios, restaurantes, tiendas, farmacias, entre otros. Y, por si fuera poco, pueden instalarse varios Stop&Go en un mismo establecimiento. Esto se debe a que cada uno dispone de un mando a distancia con codificación propia, lo que no generará interferencias entre ellos.

¿Cómo funciona Stop&Go?

El funcionamiento de este producto es muy simple, pues se trata de una luz que actúa como si fuera un semáforo. Es decir, se escoge la luz verde o roja en función de si el aforo está completo (roja) o de si hay espacio suficiente en el interior para poder garantizar la distancia mínima de seguridad (verde). Esta elección se realiza con el mando a distancia que viene incluido, y su diseño es tan sencillo que solamente dispone de dos botones: uno de ellos para seleccionar la luz verde, y el otro, para la luz roja.

Además no necesita ningún tipo de instalación, simplemente se enchufa a la corriente y ya está listo para ser usado.

En definitiva, su funcionamiento se basa en el código de colores universal de cualquier semáforo, por lo que es difícil que pueda llegar a causar cualquier tipo de lío o confusión entre los usuarios.

Stop&Go en puertas automáticas

Si el negocio en el que se desea instalar el producto Stop&Go dispone de puertas automáticas, podrá evitar que estas se abran mientras el dispositivo se encuentre con la luz roja, es decir, aforo completo. Del mismo modo que permitirá su apertura en cuanto la luz se encuentre verde. Esta acción de bloqueo puede realizarla el propio sistema, aunque hay varias formas de poder llevarse a cabo.  

Finalmente cabe destacar que Stop&Go se ha creado con el objetivo de realizar un control de aforo de forma sencilla y con un montaje fácil del producto para que cualquiera pueda realizar su instalación, con el único requisito de disponer de un enchufe. Además, dispone de la gran ventaja de tener un mando a distancia para poder controlarlo de forma remota.