Viernes, 28 de febrero de 2020

Mañueco pide a Tudanca que levante el interruptor del bloqueo tras sus acusaciones de falta de ganas

El presidente de la Junta le recrimina “ser el alumno aventajado del  sanchismo”, y Tudanca replica con ironía, “dime de qué presumes y te diré de qué careces”
El presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, en una foto de archivo de esta legislatura

El presidente de la Junta de Castilla y León, el 'popular' Alfonso Fernández Mañueco, ha pedido este martes al secretario autonómico del PSOE y portavoz del Grupo Socialista, Luis Tudanca, que levante el interruptor del bloqueo político, que dialogue con todos los consejeros y que haga propuestas en positivo.

"Dialogue, haga algo", ha ironizado Fernández Mañueco quien, ante las acusaciones de Tudanca sobre la indolencia y la falta de ganas del presidente de la Junta, ha bromeado sobre la posibilidad de que el líder autonómico del PSOE viva "en otro planeta" o que haya unido las vacaciones de verano con las de Navidad.

Fernández Mañueco ha considerado a Tudanca como el "alumno aventajado del Sanchismo" por "mentir sin inmutarse" en esas críticas a la "mala gestión" del Gobierno conjunto de PP y Ciudadanos cuando, según ha reivindicado el presidente, se trata de un Ejecutivo "que funciona, que dialoga y que llega a acuerdos", a lo que ha sumado su espíritu transformador, cercano a los ciudadanos y leal con las instituciones en defensa de los intereses de la Comunidad y de sus personas.

"Dime de qué presumes y te diré de qué careces", ha respondido por su parte el portavoz del Grupo Socialista que también ha tirado de ironía para pedir al presidente de la Junta, al que ha comparado como un dirigente que lleva en el cargo 20 años, que "le ponga ganas", "un poco de ilusión" y "ambición".

Tudanca ha cuestionado la gestión de la Junta en los seis meses de legislatura y ha criticado en concreto la designación de Ignacio Cosidó como asesor del Gobierno de PP y Ciudadanos, los malos resultados en materia de despoblación sin haber puesto en marcha la "medida estrella" del grupo de trabajo o el incumplimiento de la aplicación de la jornada de las 35 horas semanales en la Función Pública que derivó en la primera huelga.

También ha evidenciado que la Junta ha multiplicado por ocho el objetivo de déficit de Castilla y León echando la culpa "para variar" al Gobierno de la nación y, "lo que es un poco más feo", a la herencia del Gobierno de Juan Vicente Herrera.

El secretario autonómico del PSOE ha alabado la responsabilidad de los agentes del Diálogo Social tras la firma de los primeros acuerdos, un día antes, ha ironizado, de la sesión de control en las Cortes de este martes para que el presidente de la Junta "pudiese presumir de algo".

Dicho esto, ha dirigido la mayor parte de sus críticas a la gestión de la sanidad en Castilla y León y ha calificado de "broma de mal gusto" que la solución a la supresión de las urgencias en Barruelo de Santullán (Palencia) pase por cursos de primeros auxilios para voluntarios.

Por su parte, el presidente de la Junta ha garantizado una vez más que PP y Ciudadanos van a mejorar la sanidad rural, donde hay "un buen poso" pero donde quieren avanzar desde el diálogo "con todo el mundo", menos con el PSOE, ha lamentado de nuevo.

Fernández Mañueco ha repasado los logros de la gestión de la Junta en lo que va de legislatura con una referencia expresa a que se mantiene el millón de ocupados o que Castilla y León ha liderado la caída del paro en términos interanuales, a lo que ha sumado que es líder en turismo rural, en dependencia o en el informe Pisa.