Viernes, 27 de noviembre de 2020

Higiene de manos y alejarse de personas que tosan o estornuden, recomendaciones del Ministerio

Hasta la fecha todas las pruebas realizadas en España han resultado negativas

Lavarse las manos con agua y jabón o alcohol, una medida preventiva básica

Las medidas genéricas de protección individual frente a enfermedades respiratorias recomendadas por el Ministerio de Sanidad incluyen realizar una higiene de manos frecuente (lavado con agua y jabón o soluciones alcohólicas), especialmente después de contacto directo con personas enfermas o su entorno; evitar el contacto estrecho con personas que muestren signos de afección respiratoria, como tos o estornudos; mantener una distancia de un metro aproximadamente con las personas con síntomas de infección respiratoria aguda; cubrirse la boca y la nariz con pañuelos desechables o con una tela al toser o estornudar y lavarse las manos. Estas medidas, además, protegen frente a enfermedades frecuentes como la gripe que en Castilla y León ha vuelto a afectar con virulencia un año más hasta el punto de rozar la consideración de epidemia por su alta incidencia.

Reaccionar ante un indicio

En sintonía con la Organización Mundial de la Salud, el Gobierno de España, a través de Sanidad, ha elaborado un protocolo de actuación ante la aparición de posibles casos sospechosos en nuestro país, que incluye medidas para la detección temprana, vigilancia epidemiológica, prevención de la transmisión persona a persona y seguimiento de contactos. El Centro Nacional de Microbiología dispone de las pruebas diagnósticas de laboratorio necesarias para poder confirmar los diagnósticos.


Por el momento, se han realizado tres actuaciones ante posibles contagios, finalmente descartados una vez realizadas todas las pruebas. A partir de ahora, el Ministerio seguirá informando si se confirmara algún caso. Además, se encuentra en permanente contacto con las Comunidades Autónomas, el Centro Nacional de Epidemiología, el Centro Nacional de Microbiología y los organismos internacionales (OMS, Centro de Control de Enfermedades Europeo y Comisión Europea), para evaluar los riesgos de la situación y coordinar las medidas de respuesta.