Sábado, 4 de julio de 2020
Béjar al día

La Alcaldesa permite el uso de la Casa del Estudiante pese a considerarla insegura para los jóvenes

La Alcaldesa denuncia la inseguridad de la Casa del Estudiante para los jóvenes y su intención de trasladarla en el  futuro al Centro de Innovación Empresarial y Ocio Juvenil, con la denominación de Studi@24H  

Casa del Estudiante en el parque municipal

La alcaldesa de Béjar, Mª Elena Martín Vázquez ha informad a los medios de comunicación, del próximo cierre, sin fecha, de la Casa del Estudiante en el Parque de La Corredera y su traslado al Centro de Ocio, que ahora será denominado ‘Centro de Innovación Empresarial y Ocio Juvenil’.

Con la idea de mejorar las condiciones y aduciendo motivos de seguridad, la Alcaldesa ha decidido trasladarla a la antigua Plaza del Mercado, cerca de la Biblioteca Municipal del Convento de San Francisco, ampliando su capacidad y con un horario 24 horas, por lo que los jóvenes tendrán cerca dos lugares para elegir en determinadas horas.

La sala de estudio que se conocerá con la nueva denominación Studi@24H  contará con accesibilidad, algo que no tiene la Biblioteca Municipal; seguridad contra incendios, equipamiento de aseos y calefacción, características que el Ayuntamiento señala que no tiene el actual local por carecer de extintores, y porque los servicios del parque están en la planta baja del mismo edificio pero fuera del recinto. En cuanto a la calefacción, la actual Casa del Estudiante contaba con dos radiadores portátiles  de aceite, de los que sólo queda uno.

También ha añadido la Alcaldesa que la actual sala de estudio no cumple los requisitos de seguridad necesarios, por ello leyó el informe de Comunicación Ambiental del Arquitecto Municipal de fecha nueve de mayo de 2019 en el que dice que “se informa desfavorable la continuación del trámite ambiental para el desarrollo de dicha actividad, ya que se desconoce si existe proyecto aprobado por este Ayuntamiento, al ser una obra municipal, para poder comprobar el cumplimiento de la normativa vigente.” Es decir, según ha manifestado Martín Vázquez, el Arquitecto Municipal desconoce dicha obra y no ha tenido acceso al proyecto, debido a que se ha realizado por un arquitecto externo y cuya dirección de obra ha sido realizada por el anterior Concejal de Obras.

En el inicio de la legislatura, se solicitó un nuevo informe al Arquitecto Municipal el cual lo expidió con fecha 20 de junio de 2019, indicando en sus consideraciones finales “Por lo expuesto en las Consideraciones Previas, mantengo mi informe desfavorable para la continuación del expediente hasta que no se justifique de manera técnica la resistencia del forjado y que se justifique igualmente la aplicación de la normativa aplicada al nuevo uso que se quiere dar al edificio planteado en el expediente de comunicación ambiental. De manera más concreta se ha de solicitar lo siguiente: 1. Justificación del Documento Básico de Seguridad ante Incendios (DB-SI), el de Utilización y Accesibilidad (DB-SUA) y de Salubridad (DB-HS) para este nuevo espacio. 2. Análisis estructural de la resistencia real y actual del forjado existente.”

Por último la alcaldesa, leyó  el Informe en relación al edificio de baños públicos y almacén en el parque municipal de Béjar (Salamanca) perteneciente a  la documentación final de obra y en el que se habla de la carga del forjado superior señalando que ‘Dada la preexistencia del forjado en la zona de biblioteca, se recomienda a la Corporación Municipal la no sobrecarga de la planta primera, esto es, evitar la disposición de maquinaria pesada, sobrecargas puntuales importantes y mobiliario pesado como podría ser el propio de bibliotecas; así como la limitación del aforo en el interior del local a 20 personas’ y de la instalación de planta primera se recoge que se ha dejado prevista una pre-instalación del baño que se contemplaba en el Proyecto, pero al tratarse de un espacio sin uso más que de almacén, el promotor ha replanteado el espacio y ha decidido la eliminación del baño previsto. Queda por tanto una planta diáfana como se muestra en la documentación gráfica adjunta.

Como consecuencia de estos informes y de la documentación obrante en el expediente de dicha obra, el Equipo de Gobierno ha decidido el futuro traslado de la sala de estudio a un lugar acondicionado y con las medidas de seguridad correctas con capacidad para 45 personas. La alcaldesa ha comunicado que los usuarios podrán seguir utilizando la Casa del Estudiante del parque municipal de forma habitual hasta el momento del cambio, el cual será comunicado con antelación suficiente.

Es, cuanto menos, cuestionable que se permita a los jóvenes seguir utilizando unas instalaciones que el Equipo de Gobierno considera que son inseguras y pueden poner en riesgo sus vidas, en lugar de cerrarlas inmediatamente.