Viernes, 29 de mayo de 2020

El robot Da Vinci supera las 250 operaciones en el Hospital de Salamanca

El mayor número de intervenciones durante el pasado año se ha realizado en Cirugía Torácica (68), seguida de Cirugía General (59), Urología (39) y Ginecología (38)

Operación de Cirugía General con el robot Da Vinci. Foto: Ángel Merino

Desde que en mayo de 2018 se realizara en el Complejo Asistencial Universitario de Salamanca la primera intervención con cirugía robótica, el robot Da Vinci ha superado ya las 250 operaciones y “funciona a pleno rendimiento”, según indica Marcelo Jiménez, coordinador de la Unidad de Robótica y jefe de Cirugía Torácica del Hospital.

Según los datos oficiales, en el año 2018 se realizaron un total de 50 operaciones con cirugía robótica en el Hospital salmantino, llegando a las 200 durante el pasado 2019. “Podemos decir que son ya 260 intervenciones en lo que lleva el programa funcionando”, señala el doctor Jiménez.

Los cuatro servicios del Hospital de Salamanca que vienen utilizando hasta ahora el robot Da Vinci para realizar intervenciones quirúrgicas son Ginecología, Urología, Cirugía Torácica y Cirugía General, que se incorporó el año pasado. Aunque todavía no hay fecha fijada, está previsto que próximamente se sume también Otorrinolaringología. Por especialidades, en 2019 el mayor número de operaciones se ha realizado en Cirugía Torácica (68), seguida de Cirugía General (59), Urología (39) y Ginecología (38).

Según explica el coordinador del programa, “la mayor parte de las intervenciones corresponde a patología tumoral y se trata de operaciones que necesitan mucha precisión”, ya que la precisión en la cirugía es una de las principales características de la robótica, con lo que se favorece que haya menos complicaciones y la recuperación de los pacientes sea más rápida.

Por el momento, cada uno de los servicios que utiliza el robot Da Vinci cuenta con un equipo formado por dos cirujanos, a excepción de Cirugía General que dispone de dos equipos y opera dos días a la semana. “Cada equipo opera un día a la semana para garantizar una actividad de 40 procedimientos al año y cumplir el compromiso de que cada cirujano debe haber hecho 20 procedimientos”. Durante el primer año de funcionamiento se operaba solo en horario de tarde, pero desde el pasado verano también se interviene por las mañanas y se dispone de un quirófano en el que solo se opera con el robot Da Vinci.

“Sería deseable y razonable que hubiera un segundo robot Da Vinci en el Hospital porque hay capacidad y pacientes para poder duplicar las 200 operaciones que se hacen ahora al año”, señala Marcelo Jiménez sobre la posibilidad de adquirir un segundo equipo para el Hospital.

Fotografías de Ángel Merino