Miércoles, 8 de julio de 2020

“Hacen falta 2.575 enfermeras más en los hospitales de SACYL”

Así lo manifiesta en un comunicado SATSE, el Sindicato de Enfermería en Castilla y León, quienes aseguran que hay 4,31 enfermeras por cada 1.000 habitantes en esta Comunidad

El Sindicato de Enfermería, SATSE, en Castilla y León insiste en que sí hacen falta enfermeras en el Sistema de Salud de Castilla y León, en concreto, 2.575 enfermeras más, a la vez que deben potenciarse más competencias avanzadas y de gestión para que estas profesionales puedan ofrecer más cuidados de calidad.

Frente a lo afirmado en los últimos días por parte de otras organizaciones, SATSE considera que los hospitales de Castilla y León tienen una ratio de pacientes por enfermera muy baja, frente a la de la Unión Europea y que en esta Comunidad se necesitan 3.131 enfermeras y enfermeros entre Atención Especializada y Primaria y que sólo en Especializada faltan 2.575 enfermeras.

Desde SATSE señalan la penosidad del trabajo de las enfermeras en los hospitales: “hay que trabajar como enfermera en este ámbito, en ocasiones con hasta 28 pacientes asignados, para poder hablar de la presión en la que desarrollamos nuestro trabajo y el estrés que sufrimos las enfermeras de esta Comunidad”.

Es imposible que con la dotación de enfermeras que existen actualmente se pueda realizar un trabajo con las máximas condiciones de seguridad y calidad. Este déficit de profesionales repercute tanto sobre la salud de las enfermeras, como demuestran diversos estudios, como en la de los pacientes.

SATSE Castilla y León recuerda al respecto que, mientras en España hay cinco enfermeras/os para atender y cuidar a 1.000 ciudadanosla media europa es de casi nueve (8,8) y en Castilla y León esa ratio baja a 4,31 enfermeras/os. Pero es que en esta Comunidad hay provincias como Segovia con una ratio de 3,58. Esta situación provoca, por ejemplo, que haya hospitales en que una enfermera atiende a más de 28 pacientes con altos niveles de cuidados, cuando la ratio segura está en 6-8 pacientes por cada profesional.

Este importante déficit de enfermeras conlleva, según distintos estudios científicos nacionales e internacionales, que las complicaciones en el proceso de atención y cuidado aumenten e, incluso, haya más fallecimientos. Así, la infradotación de enfermeras y enfermeros conlleva un aumento de un 7% de la mortalidad en pacientes hospitalizados.

SATSE ha desarrollado en el último año una campaña de recogida de firmas para presentar en el Congreso de los Diputados una ILP y que se debata una Ley de Seguridad del Paciente que acabe con ese déficit de profesionales enfermeros. En concreto, SATSE ha conseguido un total de 42.833 firmas de ciudadanos y profesionales sanitarios en Castilla y León para impulsar esa Ley de Seguridad del Paciente y 660.564 firmas en toda España.

SATSE insiste en que los datos son contundentes y deben ser tenidos en cuenta por la Consejería de Sanidad, por ello SATSE no entiende como otras organizaciones del ámbito de la enfermería afirman que la precariedad laboral en los hospitales no existe, demostrando así un desconocimiento inexplicable de la realidad de la profesión enfermera. Desde SATSE aseveran que no son los únicos que se muestran sorprendidos por estas declaraciones, si no que están recibiendo múltiples llamadas de enfermeras de Castilla y León que se muestran indignadas ante unas aseveraciones que contradicen totalmente la realidad que se vive actualmente en nuestros hospitales.