Sábado, 14 de diciembre de 2019

La solicitud de viviendas, trasteros y garajes del nuevo Centro de Convivencia Victoria Adrados supera todas las expectativas

El nuevo Centro Victoria Adrados, que actualmente se encuentra en la última fase de su construcción, también ampliará los espacios de participación ciudadana

El nuevo Centro de Convivencia Victoria Adrados que construye el Ayuntamiento de Salamanca en el barrio de San Bernardo ha superado todas las expectativas al recibir más solicitudes para las viviendas, trasteros y garajes de las plazas que se ofertaban.

En concreto, el Patronato Municipal de Vivienda y Urbanismo ha recibido 181 solicitudes para las 45 viviendas accesibles para personas mayores o con problemas de movilidad, 120 para los trasteros y 310 para las 225 nuevas plazas de aparcamiento para paliar los problemas de aparcamiento de la zona.

Hasta este viernes 29 de noviembre han podido solicitar una vivienda las personas mayores de 65 años o las que tengan problemas de movilidad. Todos los solicitantes debían estar empadronados en el municipio de Salamanca, como mínimo, con cinco años de antigüedad. Asimismo, debían disponer de unos ingresos totales comprendidos entre 1 y 4,5 veces el IPREM sin ponderar, no ser titulares de otra vivienda, -con las excepciones previstas en la legislación-, y estar al corriente de las obligaciones tributarias de todas las administraciones públicas.

Asimismo, cada solicitante podía acceder a la petición de una plaza de garaje con o sin trastero ubicado en el edificio. De igual modo, los residentes en la zona podían presentar la solicitud de, como máximo, dos plazas de aparcamiento y/o un trastero. En este caso, los interesados debían estar empadronados en la ciudad de Salamanca al menos con la antelación a la presentación de la solicitud y estar en posesión de un vehículo, así como abonar el Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica en el municipio.

Para el caso de las viviendas, se realizará un sorteo público ante notario entre los solicitantes admitidos para establecer un número de orden priorizando las viviendas para personas con movilidad reducida y a quienes cuenten con ingresos entre 1 y 2 veces el IPREM; la adjudicación de las plazas de garaje y trasteros se hará en primer lugar a las solicitudes con una oferta mayor.

45 viviendas accesibles para personas mayores o con problemas de movilidad, 240 nuevas plazas de aparcamiento y más espacios de participación

El nuevo Centro Victoria Adrados, que actualmente se encuentra en la última fase de su construcción, ofrecerá un total de 45 viviendas accesibles para personas mayores o con problemas de movilidad, 240 nuevas plazas de aparcamiento para paliar los problemas de aparcamiento de la zona (15 reservadas para los apartamentos) y ampliará los espacios de participación ciudadana. En relación a esto último, cabe destacar que la ciudad ganará casi 1.500 metros cuadrados de terreno que ocupaba el antiguo colegio, que pasarán a ser un espacio público para el disfrute de todos con juegos infantiles, una zona ajardinada y una cafetería con terraza.

Este innovador modelo de residencia, como señaló el alcalde de la ciudad, Carlos García Carbayo, durante la última visita al centro, tendrá continuidad en función de la demanda, -estando prevista ya la construcción de tres nuevos edificios de viviendas en alquiler o en propiedad en los barrios Blanco y Pizarrales-,  responde al compromiso municipal con la promoción pública de vivienda. En este contexto, el regidor municipal afirmó que el Ayuntamiento de Salamanca seguirá apostando en un futuro por este modelo en materia de vivienda.

En concreto, el nuevo Centro Victoria Adrados impulsa 45 viviendas adaptadas (para 85 plazas) y sin barreras arquitectónicas, para alquiler reducido con una renta de entre 243 y 264 euros al mes dependiendo de la superficie de las mismas, que será de aproximadamente 45 metros cuadrados y contarán con un amplio salón, cocina integrada, baño adaptado y un dormitorio doble. También estarán dotadas de una terraza exterior, en el caso de las viviendas ubicadas en la primera planta. Asimismo, estas viviendas se completarán con pequeños espacios comunes de reunión y de convivencia en los que se ubicarán diferentes servicios como lavandería, zonas de relajación y de ocio con pequeños huertos.

Por otro lado, y con el objetivo de paliar el problema de aparcamiento que existe en esta zona de la ciudad, el nuevo edificio incluye un aparcamiento subterráneo con capacidad para 240 plazas, 26 de ellas accesibles, que podrán adquirirlas en propiedad los vecinos del barrio desde 19.000 euros. Estas plazas se distribuirán en tres plantas de sótano con una superficie total construida de 6.000 metros cuadrados.

Zona peatonal y verde en el entorno

El entorno del Centro de Convivencia ‘Victoria Adrados’ contará próximamente con una amplia zona peatonal y verde, que generará un entorno urbano más agradable para el disfrute de los vecinos, incluyendo, además, juego infantiles y aparatos biosaludables para mayores.  

Con esta actuación se completa la urbanización de la Avenida Villamayor, en la que, además de la propia rehabilitación de la plaza del Centro Municipal, se incluyen mejoras y modernización de la plaza del mismo nombre y de la plaza Maestro García Bernalt.

Esta última, precisamente, fue aprobada recientemente en la Comisión de Patrimonio, donde contó con el respaldo de todos los grupos políticos, que han apoyado así la creación de este espacio, que contará con una superficie de 2.680 metros cuadrados, donde se dispondrán zonas verdes tanto estanciales como para el tránsito de peatones.  

Este espacio ocupará la zona rectangular conformada por la alineación de las edificaciones existentes de la plaza Maestro García Bernalt y la prolongación hacia el sur de la edificación del nuevo Centro de Convivencia Victoria Adrados a lo largo de la avenida de Villamayor. Para ello además se ocupará la banda de aparcamiento situada entre las calles Quinta y Arapiles para darle un ancho adecuado.

La nueva plaza se separará del tráfico rodado con una barrera vegetal de colores variados y mediante la alineación del arbolado existente que se completa a lo largo de toda la avenida de Villamayor. 

En su interior se diseñará un espacio libre peatonal en la que el arbolado y los bancos recrearán las diferentes zonas estanciales, de circulación y de acceso al edificio municipal. El arbolado seleccionado permitirá que las distintas estancias disfruten de sombra en verano y de luz en invierno. 

En cuanto al equipamiento de la plaza,  cabe señalar que contará con un espacio dedicado a los juegos infantiles, de unos 160 metros cuadrados, así como una zona de aparatos biosaludables de unos 75 metros cuadrados.