Lunes, 14 de octubre de 2019
Ciudad Rodrigo al día

El nuevo contrato del servicio de limpieza viaria implicará la incorporación de dos trabajadores más

El contrato sale a licitación por un máximo de 501.000€ anuales, unos 40.000€ más que el anterior contrato

La limpieza de la vía pública será mas cara con el nuevo contrato

Salvo imprevisto de última hora, el Ayuntamiento de Ciudad Rodrigo aprobará en el Pleno Extraordinario que celebrará el próximo martes para la designación de los integrantes de las Mesas Electorales para los comicios del 10 de noviembre los pliegos de licitación del servicio de limpieza viaria de la ciudad, cuyas claves fueron avanzadas en la tarde del jueves por Beatriz Jorge Carpio, en su calidad de delegada de Contratación, y Ramón Sastre, como concejal de Salud Pública y Medio Ambiente.

Como señaló Beatriz Jorge Carpio, este proceso de licitación va “con muchísimo retraso”, ya que los actuales contratos que existían para la limpieza viaria (había 2 –firmados en momentos diferentes- que abarcaban diferentes zonas) caducaron el pasado 31 de marzo. Beatriz Jorge Carpio recordó que este asunto generó “desavenencias en el tripartito”, ya que Izquierda Unida quería remunicipalizar el servicio, pero sus socios de gobierno, PSOE y Ciudadanos, se opusieron a ello, dilatando además el asunto en el tiempo.

Ello abocó a poner en marcha un nuevo proceso de licitación para la gestión externa del servicio, contratándose a una empresa para que elaborase los nuevos pliegos. En este proceso se ha establecido que el precio máximo por el cual debe salir a licitación el nuevo contrato es de 501.000€ anuales, unos 40.000€ más que el anterior contrato.

Según apuntaron Beatriz Jorge Carpio y Ramón Sastre este incremento económico “va en beneficio de los trabajadores”. Concretamente, lo que permitirá este aumento del precio es la contratación de 2 nuevos trabajadores, de tal modo que la plantilla pasará de 14 a 16 empleados. En lo que respecta a los actuales trabajadores, la empresa que se quede con el servicio (sea de nuevo Urbaser u otra), deberá subrogar sus contratos.

 

Beatriz Jorge Carpio apuntó que dentro de la Corporación “no ha habido discrepancias” a la hora de realizar esta licitación, y que “todo han sido aportaciones en positivo”. Por ejemplo, el PSOE propuso, y se ha incluido en los pliegos, que la empresa adjudicataria tenga la obligación de limpiar una vez al año el Puente Mayor (sus laterales).

Por otro lado, se ha incluido el interés del Equipo de Gobierno en que haya un refuerzo, y que sea “efectivo”, en los “momentos de masificación”, como el Carnaval, la Semana Santa o la Feria de Teatro; así como en las zonas de recreo durante la época estival. De igual modo, el nuevo contrato pretende asegurar que el casco histórico esté “lo más limpio posible”, introduciéndose, por ejemplo, apartados referentes a la limpieza del adarve.

En el nuevo contrato -en el que han quedado “muy delimitadas” las zonas y horarios de actuación-, se incluyen por primera vez los agregados de Valdecarpinteros y Conejera, que hasta ahora no estaban recogidos. Asimismo, se expresa que la empresa deberá actuar “a petición del concejal delegado [Ramón Sastre] donde sea necesario”. Este nuevo contrato tendrá una duración máxima de 4 años: 2 de base y una posible prórroga por otros 2 años.