Lunes, 21 de octubre de 2019
Ciudad Rodrigo al día

El Papa Francisco reconoce sus “virtudes heroicas” a una monja nacida en Fuenteguinaldo

Esta monja se convierte en ‘Venerable Sierva de Dios’, primero de los tres pasos para convertirse en Santo

La localidad de Fuenteguinaldo puede presumir desde la semana pasada de que una monja originaria del municipio, María Francisca del Niño Jesús, cuenta con la condición de ‘Venerable Siervo de Dios’ después de que el Papa Francisco haya reconocido sus “virtudes heroicas”, en lo que supone el primero de los tres pasos que marca la Iglesia Católica para declarar Santo a una persona.

 

Concretamente, este reconocimiento de las virtudes heroicas de María Francisca del Niño Jesús se produjo en el marco de una audiencia que mantuvo el Papa Francisco con el Cardenal Angelo Becciu, Prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos, a quién autorizó a promulgar el correspondiente decreto de reconocimiento, junto con los de varios religiosos más.

María Francisco del Niño Jesús, cuyo verdadero nombre era María Natividad Sánchez Villoria, nació en la localidad de Fuenteguinaldo el 25 de diciembre del año 1905, siendo la 5ª de los 9 hijos que tuvo el matrimonio integrado por Cayetano Sánchez y Francisco Villoria. Tal y como se recoge en la web de la Orden de los Franciscanos Menores, María Natividad Sánchez Villoria se convirtió en religiosa de la Orden de Santa Clara tras entrar en el año 1923 (todavía tenía 17 años) en el Monasterio del Corpus Christi de Salamanca capital.

En este Convento ubicado en las cercanías de la Puerta de Zamora ejerció como portera, sacristana, maestra de novicias y abadesa, destacándose de ella sus largos períodos de contemplación (se mantenía en vela rezando por las noches, durmiendo pocas horas), su acogida a quienes buscaban consejo y consuelo, y su práctica de la humildad y la pobreza. Además, mostró un gran amor por la Eucaristía.

María Francisca del Niño Jesús falleció el 28 de febrero de 1991 (sus restos están en la Iglesia del Convento desde octubre de 2011). Según explica la Orden de los Franciscanos Menores, teniendo en cuenta su heroísmo, espontaneidad y testimonio, se vio “deseable y posible” su Santidad, iniciándose en 2002 su causa de beatificación, que ahora ha cumplido su primera etapa.

Esta causa cuenta incluso con un perfil de apoyo en la red social Facebook (https://www.facebook.com/SFranciscadelNinoJesus). Por si a alguien le interesa, existe un libro (de 365 páginas) dedicado a la figura de esta monja natural de Fuenteguinaldo, titulado La Madre Francisca, clarisa (1905-1991): una vida escondida con Cristo en Dios, escrito por Daniel Simón Rey.

Como decíamos más arriba, este reconocimiento como Venerable Siervo de Dios es el primer paso para ser convertido en Santo. Explicado en pocas líneas, el segundo paso, el de ser declarado Beato, requiere la constatación de un milagro, mientras que para llegar a ser Santo hacen falta un mínimo de dos.