Sábado, 21 de septiembre de 2019
Bracamonte al día

Flores para un Sergio Pérez entregado en su debut y brillos para la terna de una novillada de 8

Los cuatro firmaron sus faenas con suertes desiguales con los astados de Ruferser y Miranda de Pericalvo
Sergio Pérez (rejoneador), Valentín Hoyos, Jordi Peréz y Juan Herrero protagonizaban la novillada de fiestas en Peñaranda
Con calor y buen ambiente en los tendidos, se ha lidiado una novillada sin picadores en Peñaranda, tal como se viene sucediendo cada año en La Florida, consecuencia del el certamen para jóvenes aspirantes que celebramos en el mes de Abril… Tarde muy tarde salimos de la plaza, la cosa no era para menos 8 novillos 8, en una tarde que a la parroquia se le hizo pesada, es decir entramos con sol espléndido y salimos con las luces de la plaza encendidas. Ustedes mismos.ç
 
Hoy teníamos otro aliciente más, pues un nuevo rejoneador ha comenzado esta zozobrante carrera, y que atiende por Sergio Pérez.
 
Se han lidiado dos novillos de la yeguada Ruferser  y seis de Miranda de Pericalvo, los del rejoneador han sido nobles con buen tranco muy aptos para el toreo a caballo, y los seis de a pie de Pericalvo, nobles, lustrosos bravos codiciosos y repetidores, en suma una novillada, que se prestó para el toreo.
 
Debut del joven rejoneador ante su público, un tanto nervioso, cuestión que se lo transmitía a los caballos, que le tocaron las monturas en exceso, clavo mejor que toreo a caballo, apurado en algunas fases fue mejorando poniendo de si mucha voluntad, mato de entera trasera, pero hoy la plaza era suya le concedieron dos orejas, también corto una más de su segundo, donde de nuevo ha de seguir aprendiendo, sobre todo a manejar la velocidad de sus caballos a pulsear con mano a sus corceles, cierto acuso la bisoñez, así como la falta de acoplamiento.
 
En cuanto a los de a pie Valentín Hoyos fácil de capote toreo con aplomo y buen ritmo a su primero, series con fundamento bien rematadas, falto un poco,  de sosiego en algunos lances, y se definió siempre con buen criterio ganas e ilusión, con la espada se “lio “y cosecho ovación. Más relajado en su segundo comenzó de hinojos con solvencia, apuro mejor la técnica, y sosegado estructuro una faena con muy buen tono, rematando las series con enjundia, series por uno y otro pitón que llegaron al tendido, animo se nota su toreo que lucio poderoso, la espada es otra cosa, tras dos pinchazos y entera caída cobro oreja.
 
El triunfador del certamen de este año Jorge Pérez (Niño de la Monjas) solvente de capote sorteo una faena con buen ritmo, remataba las series con buenas hechuras manejo con criterio y ajuste la muleta con series por ambos lados, mostro ánimo y pundonor, intento siempre estar bien colocado y con entrega mato de entera contraria y corto oreja. En su segundo novillo noble y con brío corrió bien la mano en series muy entregadas con justeza, consintió a un novillo codicioso y mantuvo un tono con altura, bajo en la mitad su faena, y recobro el crédito de rodillas, mostrando fundamento y valor, es decir estuvo en “novillero”. Y cobro dos orejas que parecieron excesivas.
 
El tercero que cerraba la terna un chico de Madrid muy espigado, que también hacia su debut atiende por Juan Herrero, y lo cierto que aunque puso mucho de su parte, mostrándose aguerrido y bullicioso, se mostró suave con el capote y con la muleta inicio con pases cambiados a su primero, tiro del mismo con mucha suavidad y exquisito trazo en una faena muy técnica, tiene hechuras y manejo con claridad los engaños, falto aun del conocimiento de las distancias y la colocación no desentono, mato mal fue silenciado y en su segundo por una faena amontonada, donde tan solo sobresalieron algunas fases estuvo animoso, y más relajado, pero con las carencias propias de quien se inicia muy tropezado en las series mato de aquella manera atravesando al novillo, pero se lepidio la oreja que fue concedida.
 
Pienso no obstante, que a los jóvenes aspirantes, se les debe ayudar, se le pueden perdonar ciertas cosas, se le pueden consentir otras, son jóvenes que necesitan del estímulo y el ánimo para continuar, y esto se debe hacer sobre todo cuando intentan hacer el toreo, las cosas bien. Lo que no se debe a mi juicio es que se vean de golpe con las orejas en la mano, cuadre o no cuadre, esto y a la experiencia me remito, perjudica y se engañan y así no es… Les espero el sábado.
Ver más imágenes: