Prevención

Cuando alcances la cúspide de la montaña, no pierdas de vista el valle. Pronto tendrás que descansar, y las cumbres, no son buenos lugares para el reposo. 

    Manuel Lamas (del libro Verbo y Barro)