Conducta inteligente

Si la fortuna te asigna un puesto irrelevante en la sociedad, que no decaiga tu ánimo. Si eres inteligente, no despreciarás el último lugar, pues sólo desde allí puedes observar los movimientos del conjunto. La perspectiva es mayor y menores los peligros: todas las batallas se libran a mayor altura. 

   Manuel Lamas